Aún y cuando el gobierno de la ciudad alertó a los ciudadanos sobre la reapertura paulatina de los comercios en el primer cuadro del centro histórico, la gente ya comenzó a hacer largas filas en algunos establecimientos.

Este día se pudieron observar a decenas de personas haciendo fila sobre la calle de Academia al cruce con Corregidora para poder ingresar a ferreterías ubicadas en la zona.

Eso sí, cada uno manteniendo sana distancia entre clientes, muchos de ellos con cubrebocas y unos más con caretas esperaban pacientes su turno para ingresar a los locales.

Este lunes, el Centro Histórico reabrió sus locales con nuevos lineamientos que contemplan estrictas medidas sanitarias tales como, filtros sanitarios en ciertas calles donde se mide la temperatura y se verifica el uso del cubrebocas.

Sumado a lo anterior, solo se permite el acceso a una persona por familia y como recomendación el gobierno propuso el acceso por apellido paterno, cuya inicial del primer apellido sea una letra entre la A-L pueden acudir lunes, miércoles y viernes.

Mientras que los martes, jueves y sábado se sugiere que ingresen las personas cuyo apellido inicia con alguna de las letras entre la M y la Z.

TAGS EN ESTA NOTA: