compartir en:

El día de ayer, Enrique Alfaro, presidente municipal de Guadalajara, inauguró una escultura para dar homenaje a los periodistas y escritores asesinados; la obra forma parte del proyecto Arte Urbano y fue criticada por varios habitantes.

La pieza es un bolígrafo gigante de 900 kilogramos creada por el artista Pedro Escapa, la cual fue colocada en el cruce de las avenidas Pablo Neruda y Américas y formará parte del proyecto Arte Urbano.

Sin embargo, algunos habitantes juzgaron la obra y el programa debido a que el gobierno no invierte en las problemáticas que requieren más atención, y ante esto el edil de Guadalajara mencionó:

“Una ciudad sin arte público, es una ciudad sin amor propio, y eso tenemos que entender y decirle a los críticos más duros de este programa, a quienes han pretendido decir y hacer creer a la ciudad que cuando Guadalajara tiene tantas urgencias, tantas necesidades, se tendría que dejar de invertir en esto que nos da identidad, que nos da grandeza, que nos da proyección”.

De acuerdo con el portal Excélsior, en el proyecto Arte Urbano se va a invertir alrededor de 42 millones de pesos, no obstante, comentó que las opiniones negativas son parte de un “golpeteo político por los procesos electorales de 2018” pero a pesar de eso, seguirán con la renovación de los servicios, la agenda cultural y de arte público.

“Lo que no es entendible es que una ciudad como Guadalajara pueda atreverse, o haya quién se atreva a cuestionar (el programa). Invertir en estos proyectos significa también construir una visión de futuro para Guadalajara, significa dignificar los espacios públicos, significa hacer de la cultura una herramienta de transformación social”, comentó el edil durante el evento.

TAGS EN ESTA NOTA: