Tanto si se trata de garantizar la protección de un negocio, como la intimidad del propio hogar, las cámaras de videovigilancia suponen una buena baza frente a posibles delitos, como el robo o la ocupación indebida de una vivienda. Por ello, de cada vez son más los profesionales o particulares que optan por la instalación de las mejores cámaras de seguridad del mercado.

 

¿En qué consisten las cámaras de seguridad?

También conocidas como cámaras de videovigilancia, vigilancia (a secas) o de circuito cerrado de televisión (CCTV, por sus siglas en inglés), forman parte de un sistema de seguridad que permite la vigilancia y protección del entorno, una vez distribuidas en los lugares clave.

 

¿Cuál es la particularidad del CCTV?

Lo que caracteriza al sistema CCTV son los componentes que lo integran. Las cámaras de videovigilancia se mantienen conectadas entre sí y de forma directa, creando un circuito de imágenes en el que la señal queda exclusivamente restringida a las personas autorizadas.

 

Ninguna persona fuera de ese circuito que no haya sido debidamente autorizada, podrá tener acceso a las imágenes y vídeos recopilados.

 

Características generales

Todo buen CCTV debe contar con:

 

1. Tipos de objetivos

El objetivo es la parte de la cámara que dirige al sensor los rayos de luz captados a través de la lente. En definitiva, su labor se basa en permitir la captación del entorno. Pueden ser:

 

  • Fijos

Estos objetivos se mantienen estáticos, ofreciendo una única distancia focal (sin que pueda modificarse el zoom para ampliar o reducir la distancia respecto al objeto a enfocar).

 

  • Varifocales

Permiten escoger la distancia de enfoque. El usuario de la cámara puede modificar el zoom, pero únicamente de forma manual.

 

  • Objetivos con Zoom motorizado

Son los más avanzados. Su control puede ser remoto, lo que permite que el usuario se pueda acercar o alejar al objeto enfocado por la cámara, tanto manual como remotamente (desde el móvil, PC o tablet).

 

- ¿Pueden combinarse estos objetivos?

 

Las características de estos objetivos se pueden encontrar combinadas en uno solo. Así, el usuario puede contar con una cámara de videovigilancia que combine control motorizado (remoto) con varifocal (con zoom) o, por el contrario, que sea motorizado pero fijo.

 

2. Luminosidad de la cámara

Las cámaras pueden incorporar la función AGC, muy útil, ya que ajusta automáticamente la sensibilidad del sensor a la iluminación, aumentando la nitidez de las imágenes.

 

  • Cámaras de baja luminosidad

Las cámaras de baja luminosidad se suelen emplear para grabar al amanecer, al anochecer o en restaurantes / discotecas con luz tenue. Necesitan de muy poca iluminación para la obtención de las imágenes (1 / 0,5 / 0,01 lux).

 

  • Cámaras de visión nocturna

Ideales para garajes y sótanos, es decir, lugares donde no existe ninguna clase de iluminación. Utilizan LEDs IR (de infrarrojos), los cuales se ubican entorno a la lente de la cámara. Cuanta más potencia tengan estos LEDs, mayor será el alcance de la visión nocturna de la cámara. Aun así, hay que tener en cuenta que a más potencia, más consumo y menor autonomía de batería. Por ello, los LEDs pueden activarse o desactivarse según sean o no necesarios.

 

3. Definición

Hace referencia a la calidad de la imagen captada. Las cámaras de alta gama incorporan una resolución Full HD, idónea para conseguir imágenes de alto grado de detalle. También existen cámaras de resolución 4K, la resolución más alta del mercado.

 

4. Dispositivos móviles

Otra de las características a valorar de las cámaras es el uso de los dispositivos móviles, que permiten el almacenaje en la nube de las imágenes y vídeos recopilados, a los cuales puede accederse en cualquier momento.

 

¿Por qué utilizar cámaras de seguridad?

 

  • Incrementan la seguridad de negocios, viviendas particulares, zonas comunitarias... tanto local como remotamente.
  • Reducen gastos. Al poder ser usadas por cualquier usuario que lo desee (a nivel profesional o particular) no se precisa de la contratación de conserjes o vigilantes.
  • Evita posibles delitos al intimidar a los ladrones.
  • Pueden complementarse con alarmas de 24 horas, que alerten a la policía ante cualquier problema.

¿Cuáles son las mejores cámaras de seguridad?

 

Inkerscoop

Es una cámara de exterior de fácil instalación. Cuenta con App (iSmartVicenPro) apta para teléfono inteligente. De vigilancia nocturna, gracias a sus LEDs IR. Es sensible al movimiento. Además, envía las imágenes obtenidas al email.

 

ieGeek

Para vigilancia nocturna. Cuenta con App para Smartphone, iPad y PC. Dispone de un ángulo de visión de 80º y uno de rotación de 355º. Puede colocarse en pared, mesa o techo.

 

Aoleca

Dispone de Full HD (1080 p) y conexión Wi-Fi. Siendo inalámbrica, incorpora altavoces y micrófonos (que cristalizan la voz y la aíslan de los ruidos externos). Cuenta con sensor de movimiento.

 

Eviz Mini 360 Plus

Como su nombre indica, es capaz de rotar hasta 360º, proporcionando una visión completa de la habitación donde ha sido instalada. Se utiliza para la protección del hogar.

 

Somfy One

Su precio es bastante elevado, pero ideal para la seguridad doméstica, ya que incorpora una sirena de 90 dB, la cual se activa en caso de alarma. No permite ajustar el ángulo de visión, pero su sensor es muy sensible al movimiento. 

TAGS EN ESTA NOTA: