Video Embed: 

Ciudad de México.- Con el fin de disminuir contagios de Coronavirus, el Gobierno capitalino informa que, el próximo lunes 23 de noviembre, todas las actividades económicas no esenciales deberán cerrar a las 19:00 horas; el servicio en mesa de restaurantes estará permitido hasta las 22:00 horas y después de las 19:00 horas no habrá venta de alcohol; y, a partir de hoy y durante el fin de semana, se suspende la venta de bebidas alcohólicas en ocho Alcaldías: Gustavo A. Madero, Iztacalco, Iztapalapa, Magdalena Contreras, Miguel Hidalgo, Tláhuac, Tlalpan y Xochimilco.

La Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum Pardo, anunció que la Ciudad de México permanecerá en Semafóro Naranja con Alerta del 23 al 29 de noviembre, por lo que hizo un llamado a la población a evitar reuniones de más de 10 personas y se estableció, en conjunto con representantes de las Cámaras empresariales, el reforzamiento de medidas sanitarias en establecimientos mercantiles para frenar contagios y el aumento de la ocupación hospitalaria.

“Estamos en el límite del Semáforo Naranja y no queremos retroceder, por eso, este trabajo compartido con distintos empresarios y el llamado a la ciudadanía de que nos apoyemos todos para bajar la hospitalización (…) acordamos con los empresarios un fortalecimiento muy importante de todas las medidas sanitarias; el que no solamente el Gobierno se haga responsable de darle seguimiento, sino todas las Cámaras empresariales de dar seguimiento a las medidas sanitarias”, expresó.

Las actividades económicas no esenciales en la capital del país son gimnasios y clubes deportivos, boliches, cines y teatros, exposiciones, librerías, museos, acuarios, casinos, centros comerciales y tiendas departamentales, negocios de barrio y con menos de cinco empleados, estéticas, peluquerías y salones de belleza, y parques de diversiones.

La mandataria capitalina señaló que los restaurantes tendrán que cumplir con nuevas reglas adicionales, por lo que el servicio en mesa estará permitido hasta las 22:00 horas y después de las 19:00 horas no se permitir, la venta de alcohol; el aforo máximo permitido es de 30 por ciento al interior y 40 por ciento al exterior con el uso de mesas del programa Ciudad al Aire Libre.

Sheinbaum Pardo, resaltó que, en colaboración con el sector privado, se reforzarán medidas sanitarias en establecimientos tales como:

Uso obligatorio del cubrebocas; aforo máximo permitido es de 30 por ciento; filtro sanitario, OBLIGATORIO nadie podrá ingresar con más de 37.5° o si presenta síntomas; uso obligatorio de cubrebocas y careta para personas que atienden clientes; sana distancia de 1.5 metros; limpieza de superficies constante y uso de gel antibacterial; informar positivos y sospechosos a Locatel; priorizar la ventilación natural en todo momento. Y con las medidas para el aire acondicionado 30 o 40 por ciento al exterior; y resguardo 15 días para casos positivos.

Además, los lugares cerrados deben contar en la entrada un código QR, mismo que deberán escanear los usuarios o enviar un mensaje SMS al 51515 para identificar y orientar a los casos positivos COVID-19 y cortar cadenas de contagio; no se obtiene ningún dato personal con el procedimiento. A la fecha, 70 mil 811 establecimientos han obtenido su código QR; se han realizado 269 mil 328 check-in; se han detectado 30 números telefónicos con la enfermedad que hicieron check-in; y se dará seguimiento de las medidas sanitarias a mil 118 números telefónicos.

Todas las actividades económicas permitidas durante el Semáforo Epidemiológico Naranja, deben imprimir el código QR del negocio y pegarlo en la entrada, cumplir con las 10 reglas básicas y adicionales establecidas en http://covid19.cdmx.gob.mx/medidassanitarias. Al momento, continúan sin autorización los conciertos y eventos masivos, bares, antros y cantinas, billares, baños públicos, eventos deportivos con público y eventos sociales, convenciones y congresos, oficinas y corporativos, escuelas, guarderías y estancias infantiles.

El presidente de la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo (CANACO) de la Ciudad de México, Nathan Poplawsky Berry, reconoció el trabajo realizado por el Gobierno capitalino para hacer frente a la pandemia y señaló que ante el alza en las hospitalizaciones, se sumarán a romper la cadena de contagios con el cumplimiento de medidas sanitarias en sus establecimientos.

“Evitemos regresar al Semáforo Rojo, no bajemos la guardia. La situación financiera en las empresas ahora es muy diferente a la que se tenía en el primer trimestre del año, por lo que volver a cerrar tendría consecuencias muy graves para todos; la situación es muy seria y el desafío es mayúsculo, actuemos responsablemente, es por el bien de nuestras familias, es por la salud de todos”, señaló.

El presidente nacional de Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (CANIRAC), Francisco Fernández Alonso, indicó que exhortarán a los negocios con el cumplimiento en la implementación del Código QR en los establecimientos para evitar un nuevo cierre de la economía.

“Estamos convencidos que una oferta restaurantera que cumple con toda la regulación sanitaria no sólo ayuda a cuidar empleos y negocios, sino que también ofrece alimentos seguros a las personas que participan en el resto de las actividades económicas”, apuntó.

El presidente de la Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentos (ANTAD), Vicente Yañez Solloa, puntualizó que la pandemia requiere de una colaboración entre Gobierno e iniciativa privada, por lo que es fundamental llevar a cabo acciones conjuntas que permitan un balance entre salud y economía.

El presidente nacional de la Asociación de Desarrollos Inmobiliarios de la Ciudad de México (ADI), Enrique Téllez Kuenzler, reconoció que la implementación del Código QR es una herramienta para controlar la pandemia y evitar contagios entre la población capitalina.

El secretario de la Asociación de Hoteles y Moteles del Valle de México, Carlos Dopazo, aseguró que los más de 400 establecimientos de hospedaje agremiados en su organización reiteran su respaldo a las medidas adoptadas por la administración capitalina y se comprometen a seguir con su apoyo en hospedar en sus instalaciones a médicos y personal de salud.

 

TAGS EN ESTA NOTA: