compartir en:

México.-La Fiscalía General del Estado (FGE) acreditó la probable responsabilidad del ex Director de Adquisiciones y Servicios de la Secretaría de Hacienda de Chihuahua, durante la administración César Duarte, Antonio Enrique Tarín, en la décima causa penal que se le imputó por el delito de peculado agravado por el desvío de más de 22 millones de pesos.

En este nuevo caso investigado dentro de la Operación Justicia para Chihuahua, se establece que el imputado era encargado de la Dirección de Bienes Muebles y Mantenimiento y que, a partir de mayo de 2016, intervino en la distracción de 22 millones 360 mil pesos correspondiente al erario, cuyo recurso estaba destinado a fines públicos.

La dependencia detalló que para desviar esa cantidad, simularon la celebración de 46 procedimientos de contratación de obra pública para la remodelación y mejoramiento de escuelas entre la Secretaría de Hacienda, la Secretaría de Educación, Cultura y Deporte, así como la persona moral denominada MANZIL Construcciones S.A de C.V.

Servicios que, señaló, nunca fueron prestados por la mencionada empresa; ya que se fingió en la realización de elaboración de órdenes de compra, contratos simplificados, comprobantes de pago y se generaron facturas anómalas de comprobación del servicio.

Nota recomendada: Se prevé un marcado descenso de la temperatura en gran parte del país

Para lo anterior, se efectuaron los pagos a la empresa en cuestión mediante dos transferencias bancarias desde la cuenta de la Secretaría de Hacienda en fechas 24 y 25 de mayo de 2016 e ingresando el numerario a la cuenta de la moral MANZIL Construcciones S.A de C.V., propiedad de Jaime F. R., quien tiene calidad de imputado vinculado a proceso.

Con esto, el excolaborador de César Duarte acumula su décimo proceso penal por hechos de corrupción cometidos en la pasada administración.

ACV

TAGS EN ESTA NOTA: