compartir en:

México.-Dos funcionarios de la Dirección Municipal de Comercio y Abasto en Huauchinango, Puebla, fueron captados agrediendo a una pareja de comerciantes indígenas que vendían quelites fuera del mercado municipal.

De acuerdo con los reportes, los hechos ocurrieron el pasado 18 de octubre, cuando los trabajadores del estado decomisaron la mercancía de los vendedores, y les dijeron que tendrían que pagar una multa de 300 pesos.

Según medios nacionales, la comerciante se negó a reubicarse, por lo que los inspectores le quitaron sus cubetas con productos del campo, a lo que ella indicó que esperaría a su esposo para presentarse en la oficina de la Administración del Mercado Municipal.

Los funcionarios accedieron, sin embrago cuando el vendedor llegó fue agredido a golpes por los empleados estatales, e incluso, cuando el agredido ya estaba tirado en el suelo recibió algunas patadas.

Ante este escenario, su esposa intentó defenderlo, pero los inspectores no se frenaron y también la agredieron. El suceso fue grabado por transeúntes que se encontraban en el sitio, y difundidos mediante redes sociales, causando indignación entre los internautas.

Tras los hechos, el alcalde de Huauchinango, Gustavo Vargas, informó que uno de inspectores fue despedido, mientras que otro recibió una sanción por sus actos.

“No toleramos las actitudes negativas de parte de ningún servidor público”, sentenció el presidente municipal.  

ACV 

TAGS EN ESTA NOTA: