EFE

Ciudad de México.- El Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA) nombró este lunes a la senadora Beatriz Paredes Rangel como embajadora de buena voluntad para temas de Desarrollo Sostenible y Equidad Social.

El título fue entregado en un evento virtual encabezado por el director general del IICA, Manuel Otero, como un reconocimiento al trabajo de la legisladora en favor del desarrollo rural de las Américas y de la inclusión de la mujer rural, informó el instituto en un comunicado.

"Este es un reconocimiento a la trayectoria de quien es una verdadera luchadora del agro, que ha realizado un trabajo profundamente humanista y comprometido con las causas de la agricultura sostenible, productiva y equitativa, y que ha dado un incansable apoyo en favor de la ruralidad en América Latina y el Caribe y del bienestar de las mujeres rurales", enunció Otero.

Paredes Rangel es presidenta de la Comisión de Ciencia y Tecnología del Senado, donde integra también las comisiones de Relaciones Exteriores, de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Rural, de Educación y de Migración, además de la Comisión Bicameral de Seguridad Nacional.

Además, ha sido diputada federal, presidenta de la Cámara de Diputados y presidenta del Parlamento Latinoamericano; subsecretaria de Reforma Agraria, gobernadora de Tlaxcala, secretaria General de la Confederación Nacional Campesina, presidenta del Partido Revolucionario Institucional (PRI) y Embajadora de México en Brasil y en Cuba, subrayó el IICA.

DESAFÍOS DE LA AGRICULTURA

"Son muchos los desafíos y retos que enfrenta la agricultura de las Américas para restaurar la biodiversidad y mejorar la producción alimentaria en volúmenes adecuados para lo cual se requiere del apoyo continental y de alianzas de organizaciones como el IICA para fortalecer ese trabajo con justicia y equidad", manifestó Paredes Rangel.

La senadora dijo que "ser embajadora del IICA para el desarrollo rural y la lucha por la situación de las mujeres del mundo rural, campesinas e indígenas, va a significar unir esfuerzos con ellas para superar siglos de marginación y también trabajar con medidas de prevención urgentes para que no haya hambruna".

Cabe destacar que los embajadores de Buena Voluntad del IICA comparten compromisos para alcanzar un desarrollo sostenible y equitativo y también asumen el desafío de unirse a causas que buscan aumentar la conciencia pública y trabajar por la seguridad alimentaria, la bioeconomía, las relaciones de género y juventud, y la producción responsable.

IMCM

TAGS EN ESTA NOTA: