compartir en:
Por Patricia Guillén

Debido a que será hasta el próximo año  cuando entre en vigor la Constitución de la Ciudad de México, no es viable la solicitud de Ratificación o Revocación de Mandato que hiciera el jefe delegacional en Cuauhtémoc, Ricardo Monreal Ávila, ante el Instituto Electoral (IEDF), indicó la consejera Gabriela Williams Salazar.

“Cabe la posibilidad de que no, no tenemos una figura que se pueda semejar, y el problema de la revocación de mandato es que es muy específica, tendríamos que interpretarla jalando alguna otra figura de la legislación. La Constitución es muy clara, en los transitorios especifica que una vez reglamentada sobre todo en lo electoral es que se va a empezar a hacer uso de estos derechos; tiene que estar reglamentado”, indicó la Williams Salazar.

Dijo que definitivamente, aunque la Asamblea Legislativa (ALDF) tenga elaboradas las leyes secundarias en un par de meses, la normatividad local no lo permite.

“Aún no tenemos los mecanismos suficientes para hacer uso de esta figura, sobre todo porque no está legislada”, aseguró.

Este lunes, Ricardo Monreal presentó por segunda ocasión la petición de revocación, al considerar que dicho principio fue aprobado en la Carta Magna.

Monreal insistió que “con voluntad política se puede realizar, ya está contemplado como una figura política vigente, esa parte en donde la participación directa está vigente; no hay justificación para negarlo, yo me he ofrecido y si la gente decide me voy, es parte de la democracia de los ciudadanos y habitantes de la delegación Cuauhtémoc”.

“La última palabra la tienen los ciudadanos, si ellos quieren continuaré, pero si deciden que debo retirarme del cargo lo haré con toda dignidad”, expresó.

Tras la promulgación la Constitución, la ALDF debe elaborar leyes secundarias para el proceso electoral de 2018, donde se votará por alcaldes, diputados para el congreso local, y el jefe de Gobierno.

De acuerdo con la Reforma Política capitalina, las disposiciones para elección de poderes Legislativo y Ejecutivo, así como de las alcaldías, aplicarán a partir del proceso electoral 2017-2018, que entrarían en vigor el 17 de septiembre y 5 de diciembre de 2018, y el 1 de junio de 2019, respectivamente.