Por Danilo Díazgranados

No obstante la pandemia, en México quedó demostrado que nada detiene a la balanza comercial de la nación. En promedio, esta registró un superávit de 2 mil 659.1 millones de dólares al culminar el primer semestre del presente año, de acuerdo con las cifras suministradas por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Aunque las ventas al exterior fueron 19.5% más bajas comparadas con similar periodo en 2019, se tiene que estas alcanzaron cerca de 184 mil millones de dólares. Las exportaciones agropecuarias lideraron los números alcanzados.

Por otra parte, las exportaciones petroleras cayeron 41.8%, aunque adicionaron 8 mil 044 millones de dólares más a las finanzas del país. En el caso de las no petroleras, estas sumaron 175 mil 008 millones de dólares.

Según los datos del Inegi, junio fue el mes de la reactivación económica. El país inició su proceso de “nueva normalidad”, periodo en el cual comenzó, de manera cautelosa y paulatina, el proceso de reactivación económica y social.

Al comparar ese mes con el mismo de 2019, tenemos que el superávit en la balanza comercial fue superior a 118%. Sin embargo, ese saldo positivo no será acompañado por el desempeño del resto de la economía.

Un grupo de 13 analistas consultados, coincidieron en señalar que el PIB mexicano podría desplomarse. durante los seis primeros meses del año, hasta 17.7%, dato nada halagador para las finanzas del país, lo que, sin duda alguna, se constituiría en la caída más abrupta de este indicador desde 1993.

Se prevé que al culminar 2020, el PIB registre una caída de 10.1% aproximadamente. Se contempla que para finales de la presente semana el Inegi ofrezca el reporte completo de los números que dan cuenta del comportamiento económico del país.

Importante: Este contenido es responsabilidad de quien lo escribe, no refleja la línea editorial del Diario de México

Imagen de danilo.diazgranados

Danilo Díazgranados

Especialista en temas financieros, económicos y de emprendimiento.

Importante: Este contenido es responsabilidad de quien lo escribe, no refleja la línea editorial del Diario de México