compartir en:

MENDOZA.- México enfrenta segundo capítulo de los amistosos en Argentina, en un cotejo en el que lo más trascendente será la experiencia que tendrán los jóvenes tricolores, al sostener un partido internacional contra una de las selecciones con más prestigio y que cuenta en su palmarés con dos campeonatos mundiales.

Con los tres días de duelo nacional que decretó el presidente Mauricio Macri tras el hallazgo del submarino ARA San Juan y el homenaje a los 44 tripulantes fallecidos, junto con la semana previa al partido de vuelta de la final de la Copa Libertadores, entre River Plate y Boca Juniors, el México-Argentina importa poco en Mendoza y en todo el país sudamericano.

En el primer episodio en el Argentina se impuso 2-0 en Córdoba, quedó claro el poco interés y el mal tino para agendar estos partidos, donde lo que ha caracterizado es el desorden en la organización, donde primero no llegó a tiempo la utilería y, después, para ir a Mendoza se proporcionó un camión de redilas para llevar los artículos que se utilizan en los entrenamientos.

México enfrenta segundo capítulo

Para este enfrentamiento, que será la despedida de Ricardo Ferretti como técnico interino, México ya no contará con Guillermo Ochoa, Miguel Layún y Raúl Jiménez, además, el ‘Tuca’ rotará a todo el plantel y el resto de los ‘europeos’ saldrá a la banca.

La alineación de México será con Jesús Corona en la portería, en la defensa iniciarán Edson Álvarez, Julio César Domínguez, Gerardo Arteaga y Jesús Dueñas, mientras que en la media se espera a Víctor Guzmán, Érick Aguirre y Erick Gutiérrez; por último, los atacantes y responsables de los goles serán Javier Aquino, Isaac Brizuela y Henry Martín.

Por Argentina también habrá cambios, se espera que el técnico interino Lionel Scaloni de La Albiceleste arranque con Mauro Icardi, Gabriel Mercado, Erick Lamela y Giovanni Simeone, el hijo del ‘Cholo’.

JLR

TAGS EN ESTA NOTA: