Ciudad de México.- El subgobernador del Banco de México (Banxico) Javier Guzmán Calafell aseguró que ante los aumentos salariales que no estén sustentados en una mayor productividad, el gobierno federal posiblemente no conseguirá la meta permanente de 3 por ciento de inflación.

Durante su participación en el Foro de Fondos 2020, Fondos de Inversión, un aliado de México, Guzmán Calafell señaló que los aumentos transitorios, como son algunas mercancías alimentarias y cigarrillos, así como productos relacionados con el alza salarial, son los factores que afectan al control inflacionario.

Indicó que hoy en día la actividad económica se ha debilitado más de lo previsto, lo que plantea posibles “retos” en su repercusión sobre la inflación y el empleo.

El subgobernador del banco Central recordó que la inflación de 2019 cerró en 2.82 por ciento y que para el primer trimestre de 2020 se prevé un 3.5 por ciento.

“La trayectoria de la inflación probablemente se ajuste al alza. Nuevamente se enfrenta la perspectiva de postergar el cumplimiento de la meta”, subrayó Guzmán Calafell.

Nota recomendada: Tras no llegar a acuerdo con Insabi, Fucam ya no atenderá cáncer de mama

La semana pasada el Banxico recortó por quinta ocasión consecutiva la tasa de interés referencial a un 7.0 por ciento, aduciendo que esta se debe a que aún persisten riesgos sobre la inflación, así como resistencia de los precios subyacentes.

IMCM

TAGS EN ESTA NOTA: