compartir en:

México.- Una niña de tres años procedente de Honduras, pudo encontrarse con sus padres esta semana, quienes vivían legalmente en Nebraska, Estados Unidos.

De acurdo con la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), la menor aparentemente viajaba con un familiar en la caravana migrante asentada en Piedras Negras, Coahuila, cuando fue detectada por personal de la institución.  

La comisión, solicitó la intervención de la Procuraduría de Niños, Niñas y la Familia (PRONNIF)  y del consulado de Honduras para localizar a la familia, mientras la pequeña fue trasladada al albergue “Nazaret”.

Los padres, se trasladaron a la ciudad de Piedras Negras y una vez que se acreditó el vínculo familiar, les fue entregada.

RVA

TAGS EN ESTA NOTA: