Ciudad de México.- Gladis Giovana y Mario Alberto, los presuntos responsables de la muerte de la pequeña Fátima, solicitaron protección especial a las autoridades del Sistema Penitenciario capitalino, pues temen por su vida tras recibir amenazas de venganza por parte de otros internos del penal.

Según información difundida por El Universal, Mario Alberto fue agredido al llegar al Reclusorio Preventivo Varonil Oriente, luego de que a los reos se enteraran del crimen que él y su pareja cometieran.

 

“La noticia llegó hasta aquí y los internos están muy molestos, dicen que eso no se hace”, dio a conocer la fuente.

 

Detalló que, por el momento Gladis Giovana y Mario Alberto se encuentran en un área restringida, sin embargo, “esto no va ser por mucho tiempo y ahí es donde van a empezar los problemas, porque no van a tener la vigilancia que tienen ahora”.

La Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México informó que la pareja feminicida fue vinculada a proceso el pasado sábado.

 

 

El organismo detalló que los datos de prueba presentados permitieron que un juez de control vinculara a proceso a los presuntos responsables de secuestrar y matar a Fátima, la niña de siete años cuyo cuerpo fue encontrado en calles de la alcaldía Tláhuac.

Durante la audiencia, determinó que los imputados deberán permanecer con la medida cautelar de prisión preventiva oficiosa en el Centro Femenil de Reinserción Social Santa Martha Acatitla y Reclusorio Preventivo Varonil Oriente, respectivamente.

Además el juez dictó cuatro meses de plazo para que concluyan las investigaciones por el caso; en tanto, los señalados permanecerán detenidos.

 

 

TAGS EN ESTA NOTA: