compartir en:

México.-Debido a las fuertes lluvias registradas la víspera en Durango y Sinaloa, la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) aplica el Plan DN-III-E en los en  Durango y Sinaloa.

En Durango, 105 personas de los municipios de Tamazula, Topia, Canelas y Tepehuanes, fueron evacuadas ante la crecida de la afluente del río Canelas. Mientras que elementos del Ejército Mexicano acudieron a la comunidad de Guacimal, debido a que permanecía incomunicada tras las afectaciones en los caminos.

En las comunidades de Zapotes de Valencia, Angostura y El Oro, los cuales se encuentran en el margen del rio Canelas, las tropas lograron evacuar a 80 personas damnificadas, mismas que fueron trasladadas a los hogares de otros familiares.

En tanto, en la comunidad El Barco, del municipio de Tamazula, la creciente del río Humaya se llevó el puente de la población, por lo que se llevó a cabo la evacuación de 117 familias de diversas comunidades.

Además, ante la crecida del río Tepehuanes, 483 personas fueron evacuadas de las colonias Plutarco Elías Calles, Gómez Morín, Estación 1 y Estación 2, y enviadas a un albergue en la cabecera municipal de Tepehuanes.

Cabe resaltar que por seguridad, los elementos de la Sedena, cerraron por seguridad un tramo de la carretera Tepehuanes-El Tarahumar.

Nota recomendada: Por salir a jugar, madre le quema los pies con la plancha a su hija

Por otro lado, en Mazatlán, Sinaloa, tropas del Ejército realizan recorridos para brindar seguridad en las comunidades que resultaron afectadas por las lluvias.

Asimismo en la comunidad de Piaxtla de Abajo perteneciente al municipio de San Ignacio, el personal militar lleva a cabo recorridos en áreas susceptibles de presentar afectaciones y participa auxiliando a las familias que resultaron afectadas por anegaciones menores en sus viviendas.

ACV 

TAGS EN ESTA NOTA: