Portugal.- Los Dragones con el mexicano en el once inicial, desperdició dos penales y terminó por sufrir una dolorosa derrota de 1-2 contra Sporting Braga.

El jugador mexicano “Tecatito” Corona disputó los 90 minutos en esta jornada 17 y lo hizo de buena manera a pesar del descalabro del Porto, que de paso recibió sus primeros goles en casa en esta Primeira Liga.

Los blanquiazules estaban obligados a ganar para seguirle el paso al líder, Benfica, que visitaba en el clásico a Sporting Lisboa, pero hoy prácticamente nada le salió y también desaprovechó su condición de local en el estadio Do Dragao.

Apenas a los cinco minutos de juego la visita se adelantó 1-0 por conducto de Fransérgio, quien atento tomó un mal rechace defensivo y de primera intención remató para dejar como estatua al portero argentino Agustín Marchesín.

Desde ese instante, los "Dragones" remaron contracorriente, buscaron por diversos medios, uno de ellos por el costado derecho del mexicano “Tecatito” Corona, quien fue un dolor de cabeza para la defensa rival.

A los 42 minutos, el sonorense fue derribado dentro del área enemiga por parte del brasileño Raúl Silva, quien vio la tarjeta amarilla, y el silbante decretó penal. Sin embargo, Álex Telles erró su disparo desde los once pasos, tras la atajada con el pie del guardameta Matheus Lima.

En el complemento, Porto una vez más tuvo otra oportunidad para conseguir la igualada desde el manchón penal, al 56, cuando el recién ingresado David Carmo cometió falta sobre Otavinho, no obstante, Tiquinho Soares envió el balón al poste, ante la incredulidad de la afición local.

Tiquinho tendría su revancha dos minutos más tarde al rematar con lo justo una asistencia del maliense Moussa Marega para firmar el 1-1, al 58, lo que debería haber sido el despertar de los "Dragones" para remontar el encuentro y quedarse con la victoria.

Pero Braga de nueva cuenta, sin mucho futbol pero sí con puntería, silenció el Do Dragao luego que en otro tiro de esquina Paulinho sacó remate de cabeza para techar a Marchesín y poner el 2-1, al 75, que a la postre fue definitivo.

Los dirigidos por Sergio Conceiçao carecieron de reacción para al menos rescatar la igualada y de este modo sufrieron su segundo descalabro en la Primeira Liga, su primero en condición de local para estancarse con 41 puntos en el subliderato.

Braga, por su lado, alcanzó 27 unidades en el quinto escalón para aferrarse a los puestos de competencias europeas.

De Notimex

TAGS EN ESTA NOTA: