compartir en:

Por José Luis Rivera | @jlgoooya

Ciudad de México.- Chivas recibe a los Diablos Rojos con la misión de continuar con su paso perfecto y buscar la cima de la tabla.

Sólo dos equipos suman victorias en   las   primeras   dos   jornadas del Clausura 2019 y este domingo se enfrentarán Guadalajara y Toluca para definir el liderato, aunque un empate  le  dejaría  la  puerta  abierta a Lobos BUAP, que recibirá al Necaxa.

Será la primera vez que el canterano  de  los  Diablos  Rojos,  Alexis  Vega, enfrente  a  sus  excompañeros,  en  la que será una buena oportunidad para lucirse con su nuevo equipo y colaborar para que el Rebaño Sagrado hilvane su quinta victoria de 2019.

En el banquillo rojiblanco está José Saturnino Cardozo, quien como jugador vivió sus mejores momentos con el Toluca y siempre son especiales los duelos contra la escuadra escarlata, a la  cual  domina  como  director  técnico, con cuatro triunfos y un empate.

Los dirigidos por Hernán Cristante tienen un plantel envidiable encabezado  por  su  goleador  Enrique  Triverio  y  todavía  están  a  la  espera  de  la llegada  de  más  refuerzos,  con  Emmanuel  Gigliotti  y  Jonathan  Maidana, para armar un trabuco de equipo que será candidato al título.

Aunque se trata de un partido de la tercera  fecha  del  torneo,  es  un  choque  con  altas  expectativas  que  tiene tintes de enfrentamiento de liguilla.

Hay  otros  dos  juegos  que  llaman  la atención  y  serán  disputados  este  sábado,  primero,  el  campeón  América  recibirá al Pachuca, en un duelo peculiar  en  el  que  en  los  últimos  años  son escasos los triunfos de los locales.

Las Águilas no le ganan a los Tuzos en  el  estadio  Azteca  desde  el  torneo Apertura  2014,  cuando  se  impusieron 2-1 con autogol de Daniel Arreola y anotación de Miguel Layún, mientras que la última victoria del Pachuca  en  el  Hidalgo  fue  en  la  ida  de  los cuartos de final del Clausura 2015.

El  otro  choque  atractivo  es  el  Tigres ante Cruz Azul, con unos felinos que presumen un buen inicio y que se  presentarán  ante  su  afición  ante unos  celestes  que  sufren  ‘subcampeonitis’ con un empate y dos derrotas, luego de perder la final contra el América.

 

TAGS EN ESTA NOTA: