compartir en:

Después del ataque que sufrió el padre José Miguel Machorro Alcalá el pasado lunes dentro de la Catedral Metropolitana, la Arquidiócesis Primada de México mencionó que la salud del sacerdote empeoro su condición neurológica y dejo una parálisis en todo el lado derecho de su cuerpo.

Tras ser apuñalado en plena misa José Miguel Machorro, de 55 años, fue registrada una "bradicardia importante", que es un descenso de la frecuencia cardiaca y por ello se le realizará una resonancia magnética para definir cuál es el procedimiento que seguirá.

Al parecer la Arquidiócesis comunicó que este jueves el sacerdote iba a darse de alta en el hospital por indicaciones del médico, quien reportó una mejoría en su estado de salud; cuando el clérigo recobró la consciencia tenía una parálisis en todo el lado derecho del cuerpo por los daños que sufrió tras el infarto cerebral.

Por ahora los médicos alertaron que la taquicardia es un signo de peligro para el paciente "es el cerebro el que controla el ritmo cardiaco...si el daño fue amplio, cuesta la vida".

Otra de las lesiones encontradas es un sangrado del tubo digestivo que se identificó determino de origen congénito, donde se advirtió que si continua sangrando será requerida una embolización para la herida.

TE PUEDE INTERESAR: Relacionan agresión de párroco con videojuego Assanssin’s CreedApuñalan a un sacerdote dentro de la Catedral Metropolitana 

TAGS EN ESTA NOTA: