compartir en:

Monterrey.-Luego del traslado de 300 reos del penal de Topo Chico a centros de reclusión de Coahuila y Morelos, se registraron disturbios y detonaciones de arma de fuego en el lugar.

Familiares de los internos protestaron en las inmediaciones del centro penitenciario exigiendo que los dejaran ver a sus allegados, sin embargo, no obtuvieron respuesta.

Ante los hechos, elementos de la fuerza civil realizaron un despliegue para resguardar los accesos al penal, mientras que, parientes de los reclusos denunciaron que los internos habrían sido golpeados.

En tanto, dentro del penal se escucharon detonaciones de arma de fuego, además, según los primeros reportes, ambulancias entraron al sitio. 

Desde la noche del martes y esta madrugada, elementos de la Policía Federal, Fuerza Civil, y de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), realizaron operativos simultáneos en los reclusorios de Topo Chico, Apodaca, Cadereyta y el Centro Único de Mujeres, para la reubicación de reos a otros centros penitenciarios del país.

Los traslados se hicieron en alrededor de 50 camiones y un avión rentado. Se espera que sean reubicados alrededor de 500 reos: 300 del Penal de Topo Chico; 70 de Cadereyta; 90 de Apodaca y 45 del Penal Femenil.

acv 

 

 

 

TAGS EN ESTA NOTA: