MADRID.- Las glorias recientes del Real Madrid y la mejor época de la selección de España en su historia no podrían ser concebidas sin la presencia del defensor Sergio Ramos, quien este lunes celebra su cumpleaños 34, en pleno confinamiento por la pandemia de Covid-19.

El nacido en Camas ha sido protagonista de una exitosa carrera forjada a base de múltiples títulos, memorables goles y, también, incesantes críticas por su enérgica manera de disputar cada balón sin importar el rival que tenga enfrente.

El comienzo de un legado

Ramos solamente necesitó de dos buenas temporadas con el Sevilla para despertar el interés de la escuadra merengue, que no dudó en hacerse con uno de los juveniles españoles con más proyección, quien sólo con 19 años ya compartía vestuario con bestias históricas como Zinedine Zidane, Ronaldo Nazário y David Beckham, sólo por mencionar algunos.

El legado a escribir no pudo comenzar de la mejor manera, pues heredó el número 4 que había dejado vacante Fernando Hierro, un peso pesado en la historia del conjunto de Chamartín y del futbol español en general.

José Mourinho, clave en su desarrollo futbolístico

Recordado desde sus inicios como un potente lateral derecho, Ramos experimentó una impensada evolución bajo las órdenes del estratega portugués José Mourinho, quien desde su llegada al Real Madrid dejó en claro que la defensa central era la mejor posición para el sevillano.

La reconversión tuvo efectos favorables rápidamente, pues las cualidades del zaguero también permitieron a algunos técnicos ubicarlo, en contados partidos, como mediocampista de contención para aprovechar su buen toque de balón y cadencia con el esférico, a pesar de ser un tipo de 1.84 metros de estatura.

Inevitablemente, con el transcurso de los años, los capitanes del equipo blanco, tales como Raúl González, Guti e Iker Casillas, dijeron adiós a la disciplina merengue y el destino parecía escrito a forma para que Ramos se convirtiera en el símbolo del equipo con la banda en el brazo.

Incontables títulos con el Real Madrid

Ramos puede presumir de ser tetracampeón en cuatro campeonatos distintos, pues ha logrado cuatro Ligas de España, cuatro UEFA Champions League, cuatro Supercopas de España y cuatro Mundiales de Clubes de la FIFA, glorias a las que se les suman dos Copas del Rey y tres Supercopas de Europa.

Son en total 21 títulos conseguidos representando a uno de los equipos más importantes en la historia del futbol, en el que se ha consolidado como un referente con goles como el que marcó en la “Décima”, rescatando la prórroga ante el Atlético de Madrid con un tanto en el minuto 93.

 

Parte de la mejor selección española de la historia

El sevillano también formó parte de una selección española que practicó lo más parecido al ‘futbol total’, influenciado principalmente por el Barcelona de Josep Guardiola, escuadra que protagonizó encuentros de alto voltaje contra el Real Madrid por muchos años, incluso llevando la rivalidad a las entrañas del combinado nacional.

Las diferencias entre futbolistas de los dos máximos rivales a nivel deportivo en el mundo no impidieron el bicampeonato en las Eurocopas de 2008 y 2012, además del Mundial ganado en 2010, títulos en los que Ramos no fue sólo titular inamovible, sino un pilar defensivo.

Últimos años de una envidiable carrera

Con 34 años y 115 goles durante su carrera, Ramos tiene un actual contrato que lo une al Real Madrid hasta 2021 y, pese a la entrañable relación entre ambas partes, aún no ha habido un pronunciamiento respecto a una renovación.

Lo cierto es que diversos equipos estarán al pendiente de la situación de Ramos, pues la edad no ha influido en su garra y liderazgo, que lo han consolidado en algo más que una garantía defensiva, al ser un elemento con ADN goleador que puede decidir partidos en sólo unos segundos.

Notimex

JLR

TAGS EN ESTA NOTA: