compartir en:

Esta Mañana más de mil trabajadores de limpieza afiliados al Sindicato de Trabajadores del Gobierno de la Ciudad de México realizaron una protesta en la Plaza Manuel Tolsá a la altura del Metro Bellas Artes.

Sin embargo una vez concluida la manifestación, la plaza pública terminó hecha un basurero como lo hacen ver  las fotografías que circularon en redes.

La movilización se debió a la presunta privatización del servicio de recolección de desechos en la capital.

TAGS EN ESTA NOTA: