Roma, 17 oct (EFE).- Un gol del español Álvaro Morata evitó este sábado la derrota de un Juventus sin el portugués Cristiano Ronaldo, positivo por coronavirus, en el campo del recién ascendido Crotone (1-1), en la cuarta jornada de la Serie A.

Con Cristiano en cuarentena en su vivienda turinesa y todavía en duda para el partido de la Liga de Campeones contra el Barcelona del próximo 28 de octubre, el Juventus volvió a mostrar dificultad a nivel de juego y tropezó por segundo partido consecutivo, tras el 2-2 contra el Roma.

El equipo de Andrea Pirlo, en el que fueron titulares Gianluigi Buffon, el brasileño Arthur Melo o el uruguayo Rodrigo Bentancur, sigue sin brillar y es ahora cuarto, con ocho puntos, a cuatro del Milan, líder con el pleno de puntos.

Además, tres de los ocho puntos del cuadro turinés le fueron entregados por el Juez Deportivo de la Serie A, que consideró que el Nápoles violó el protocolo sanitario al no viajar a Turín el pasado 4 de octubre para el partido correspondiente a la tercera jornada.

Este sábado en el estadio Ezio Scida, fue el Crotone el que se adelantó. Lo hizo en el minuto 12, cuando un penalti provocado por Leonardo Bonucci fue transformado con seguridad por el nigeriano Nwankwo Simy, quien fulminó al veterano portero juventino Gianluigi Buffon.

La reacción del Juventus, que jugó con los jóvenes Gianluca Frabotta y Manolo Portanova de titulares, fue liderada ofensivamente por Morata, quien celebró el primer gol de su nueva etapa turinesa. El madrileño ya jugó en Turín de 2014 a 2016 y su última diana se remontaba a la final de la Copa Italia 2016 contra el Milan.

El exdelantero del Atlético Madrid lo dio todo para dar la victoria al Juventus en la reanudación, incluso después de que Federico Chiesa, en su estreno, fuera expulsado por una dura falta a Luca Cigarini.

Sin embargo, Morata se topó primero con un poste y, luego, con el VAR, que le anuló una diana por un milimétrico, pero correcto, fuera de juego.

En los otros encuentros disputados este sábado, el Milan ganó 2-1 el derbi contra el Inter gracias a un doblete del sueco Zlatan Ibrahimovic y alcanzó el liderato en solitario con cuatro victorias en otros tantos partidos.

El Nápoles, rival de la Real Sociedad en la Liga Europa, arrolló 4-1 al Atalanta gracias a un doblete del mexicano Hirving Lozano y a los goles de Matteo Politano y del nigeriano Victor Osimhen.

Naufragó el Lazio, que huérfano de Ciro Immobile, sancionado, perdió 3-0 en el campo del Sampdoria y apenas suma cuatro puntos tras los primeros cuatro partidos de la Serie A. EFE

TAGS EN ESTA NOTA: