compartir en:

La venta de alcohol a menores de edad en el Estado de México ya no será considerada como un delito, sino como una falta administrativa.

La decisión fue aprobada en el Congreso del Estado de México por mayoría, informó la consejera jurídica del gobierno mexiquense, Luz María Zarza Delgado.

Esta determinación fue tomada con el argumento del incremento de quejas de extorsión de los empresarios por parte de las autoridades al momento de verificar los establecimientos.

El gobierno aseguró a través de un comunicado que esto no significa que las sanciones se vayan a evadir, sino que tendrán un giro administrativo.

"No significa que se deje sin castigo la venta de alcohol a menores, se sigue protegiendo su integridad, solo que ahora la venta de alcohol a menores de edad se sanciona como una falta administrativa y se erradican los actos de corrupción o intentos de extorsión", aseguró Zarza.

Descartó que con esto pueda incrementar el ingreso desmedido a menores en bares o antros, pues el control se mantendrá y las sanciones y supervisiones continuarán.

Por otro lado, diputados de Morena consideraron como "una bajeza" a la decisión del gobernador y diputados priistas.

El PAN señaló que se opuso a la despenalización de la venta de alcohol a menores de edad así como a la venta de bebidas alcohólicas durante la jornada electoral.