compartir en:

México.-Tras acusaciones en contra del delegado del Gobierno federal en Jalisco, Carlos Lomelí, por presuntamente encabezar una red de empresas farmacéuticas que han vendido medicina al gobierno por más de 164 millones de pesos, el presidente Andrés Manuel López Obrador señaló que “la Secretaría de la Función Pública está haciendo la investigación para informar y proceder si hay una responsabilidad”.

Durante su conferencia de prensa matutina, el mandatario destacó que antes había corrupción e impunidad “recibían contratos jugosísimos del gobierno, compras con privilegios en donde algunas empresas influyentes obtenían grandes utilidades. Ya eso se terminó”.

Resaltó que, a pesar de que se están llevando las investigaciones correspondientes, “tenemos que ser también justos, porque en todo esto, lo decía yo ayer, hay lo que se conoce coloquialmente como grilla”, esto debido a que de acuerdo con el presidente, las acusaciones “La denuncia la hicieron en Jalisco y el implicado fue candidato a gobernador, y el gobierno que lo está investigando fue surgido de un proceso electoral”.

Nota recomendada: Enfrentamiento en Uruapan deja al menos nueve muertos

Explicó que “eso no significa que no se va a investigar y a castigar a los responsables” e indicó que la Secretaría de la Función Pública decidirá si se suspende al super delegado durante la investigación que se lleva a cabo por la existencia de nueve empresas dedicadas a la venta de medicamentos en las que están involucrados familiares y personas cercanas al funcionario y que venden al gobierno federal.

“Entonces cero corrupción, sea quien sea, mis hijos, mis hermanos, mi esposa, sólo me hago cargo de Jesús Ernesto porque es menor de edad. Yo no voy a proteger a nadie, porque ya no me pertenezco, yo represento un movimiento y tengo un mandato: acabar con la corrupción”, concluyó el Ejecutivo federal.

ACV 

TAGS EN ESTA NOTA: