Valparaíso, 30 Dic.- Los organizadores del “Año Nuevo en el Mar”, espectáculo pirotécnico considerado uno de los más importantes de Latinoamérica, ultiman hoy los detalles de las 30.1 toneladas de fuegos artificiales que serán lanzados en 2019.

La mayoría de las balsas con la pirotécnica ya se encuentran listas para, gracias a un sistema computacional, coordinarse con un mando central desde donde se manejarán los 18 puntos de lanzamiento a lo largo de 24 kilómetros de costa en esta región distante 120 kilómetros al noroeste de Santiago.

El espectáculo comenzará en los primeros segundos de 2019 y se prolongará por unos 20 minutos, dando color y brillo a una noche a orillas del Océano Pacífico que reunirá a los habitantes de las comunas de Valparaíso, Viña del Mar y Concón, además de miles de turistas.

La alcaldesa de Viña del Mar, Virginia Reginato, señaló a periodistas que “está todo listo y dispuesto” para la celebración del Año Nuevo en conjunto con las otras dos municipalidades, en una tradición que congrega a unos dos millones de personas a lo largo del borde costero.

El edil de Valparaíso, Jorge Sharp, sostuvo en tanto que “el espectáculo de este año se caracteriza por el dinamismo y la fuerza y contiene una apuesta importante por la ecología, utilizando materiales de rápida biodegradación”.

El espectáculo pirotécnico contempla la no utilización de composiciones de metales pesados, la reducción de los residuos plásticos a niveles mínimos y el reciclaje de todo el material utilizado en la medida de lo posible.

La empresa española Pirotecnia Igual instaló 30.1 toneladas de fuegos de artificio en 18 puntos ubicados en la costa y a lo largo de unos 24 kilómetros, entre los puertos de Valparaíso, el balneario de Viña del Mar y la localidad de Concón.

En total serán 70 mil 700 fuegos de artificios que serán lanzados desde el mar en los primeros segundos de 2019.

Según datos entregados por los municipios, los alojamientos en la región ya están en un 90 por ciento cubiertos y el comercio también ha repuntado sus ventas luego del paro de los trabajadores eventuales del puerto de Valparaíso que tuvo lugar el mes pasado.

La militarizada policía de Carabineros, por otra parte, ya tomó las medidas correspondientes para facilitar el flujo de los miles de vehículos que circularán por la Ruta 68 desde Santiago hacia Valparaíso en las próximas horas.

Notimex

ICM

TAGS EN ESTA NOTA: