Javier Aguirre se despide del Mallorca con triunfo sobre el Getafe

Javier Aguirre Mallorca Getafe

EFE

Por Juan José Lahuerta

Getafe.- En otra tarde de despedidas en la última jornada de LaLiga, el Mallorca se llevó la victoria en el Coliseum tras doblegar 1-2 al Getafe y celebró con tres puntos el adiós del técnico mexicano Javier Aguirre, arropado por todos sus jugadores en cada uno de los goles de su equipo, obra de Muriqi y Maffeo para contrarrestar el de Gastón Álvarez para el conjunto azulón.

El Getafe y el Mallorca otra jornada con muchos nombres que de algún modo decían adiós, como casi todos los estadios de España en una Liga en la que no había nada en juego en la última jornada. En este caso, el Coliseum acogió el adiós oficial de Jaime Mata y de Nemanja Maksimovic, en el bando azulón, y de Javier Aguirre en el bermellón. Otros como Raíllo, Maffeo o el Pichu Cuéllar también rumian su despedida, pero de momento todavía no es un hecho consumado.

El Mallorca, con una alineación revolucionaria de Aguirre, con muchísimos cambios, notó las caras nuevas que aparecieron sobre el césped y fue dominado casi desde el principio hasta el final, aunque gozó de alguna ocasión para evitar la victoria del Getafe, que fue el que acaparó casi todas las opciones de gol.

EL AZULÓN DOMINÓ LA PRIMERA PARTE

La primera fue para Greenwood, casi al principio del partido. El británico se sacó de la chistera un buen disparo que frenó con una intervención magistral Cuéllar. A Greenwood le siguió Jaime Mata, que tuvo la más clara de la primera parte. El delantero del Getafe acarició su gol tras una gran jugada entre Óscar y Risco. Fue Raíllo, que se lanzó al suelo en el último momento, quien evitó el tanto número 38 de Jaime Mata.

El Mallorca, grogui, se salvó de marcharse al vestuario por detrás en el marcador. Pero el Getafe no asumió ese empate y casi en la primera jugada de la segunda parte, Óscar dio un pase en profundidad a Gastón, que reventó la red de la portería defendida por Pichu con un excepcional zurdazo.

Aguirre, tras el gol, reaccionó con varios cambios. Dio entrada a Dani Rodríguez, a Muriqi y a Larin y el Mallorca dio un giro de 180 grados al duelo. Pasó a dominar por completo el choque y rápidamente pudo empatar el duelo con un disparo de Llabrés al que respondió Soria con un paradón.

DAVID SORIA PROTAGONISTA

El portero del Getafe pasó a ser el protagonista del duelo por una acción desgraciada. Chocó contra Larin y tras diez minutos tirado sobre el césped mientras la ambulancia esperaba actuar para sacarle del estadio, salió por su propio pie. Eso sí, fue sustituido por Fuzato.

Esa acción afectó a los jugadores del Getafe, que se desconectó con el susto de Soria. El Mallorca, mientras, siguió a lo suyo y dio la vuelta al marcador con dos zarpazos en el tiempo añadido: Muriqi, de cabeza, y Maffeo, eficiente ante Fuzato, dieron la victoria al Mallorca. Ambos celebraron sus goles con el resto de sus compañeros en el banquillo, arropando a Javier Aguirre con abrazos y aplausos.

Y así terminó un duelo que tuvo quince minutos de añadido en los que el Getafe no pudo evitar otra derrota, la quinta consecutiva, en un mal final de temporada. Mata y Maksimovic se despidieron con sabor amargo. El dulce se lo llevó Javier Aguirre, que se despidió del Mallorca con una victoria marca de la casa: sus cambios, dieron un giro un duelo que tenía perdido y, ya de paso, se erigió como el rey de las tres despedidas que hubo en juego en el Coliseum.

IMCM