compartir en:

Estados Unidos.- El gobernador de California en Estados Unidos, Gavin Newsom anunció que las ejecuciones de presos en su estado serán suspendidas, esto al considerar que la pena de muerte discrimina a los enfermos mentales, a las personas de color y a quienes no pueden pagar. 

“La pena de muerte es inconsistente con nuestros valores fundamentales y afecta al corazón de lo que significa ser un californiano.” Agregó el gobernador.

Con esta decisión que dejó a 740 presos aguardando su hora final en el corredor de la muerte, California se unirá a Pensilvania, Oregón y Colorado como estados con moratorias de las ejecuciones decretadas por los gobernadores, pero con la pena de muerte vigente.

El director ejecutivo de Unión Americana por las Libertades Civiles (ACLU) del Sur de California, Héctor Villagra informó que, de acuerdo a un estudio de la Universidad de Santa Clara, hay tres veces más probabilidades de que un acusado por asesinato sea condenado a muerte si la víctima es una persona blanca que si se trata de una víctima afroamericana.

En 2012 y 2016 los californianos rechazaron abolir la pena de muerte, y también en 2016 apoyaron una iniciativa que preveía acortar el proceso de apelaciones al que un preso tiene derecho con el objetivo de acelerar las ejecuciones.

Nota recomendada: Exjefe de campaña de Trump recibe sentencia por caso Rusia

Pese a la moratoria, los tribunales podrán seguir condenando a muerte a nuevos acusados, que en ese caso pasarán a engrosar el corredor de la muerte.

DCVC

TAGS EN ESTA NOTA: