Video Embed: 

San Francisco.- La multinacional surcoreana Samsung presentó este miércoles sus nuevos modelos de teléfono de gama alta Galaxy Note, el Note 20 y el Note 20 Ultra, que son compatibles con redes de alta velocidad 5G, graban video en 8K y tienen un precio que, en el caso del Ultra, puede llegar a los mil 449.99 dólares.

El mayor fabricante de móviles del mundo con base en la cuota de mercado celebró un acto digital en el que también introdujo otras novedades en hardware como actualizaciones de sus teléfonos plegables y de sus auriculares inalámbricos, pero los Note -a medio camino entre teléfonos y tabletas- fueron los verdaderos protagonistas de la presentación.

El Note 20 Ultra, en particular, se erige como el dispositivo más completo (y más caro) de la compañía y, por extensión, del universo Android, y viene equipado con tres cámaras traseras, una pantalla OLED de 6,9 pulgadas y 1440 píxeles, procesador Snapdragon 865 Plus de Qualcomm y 12 GB de memoria RAM.

A nivel estético, se trata de un teléfono que es casi todo pantalla, con unos marcos muy finos y curvados para hacerlos todavía más discretos, y Samsung asegura que el nuevo acabado en el cristal hace un buen trabajo a la hora de esconder las huellas dactilares.

En cuanto a los colores, el Note 20 Ultra se venderá en bronce, negro y blanco, con un precio de mil 299.99 dólares para la versión de 128 GB de almacenamiento y de mil 449.99 para la de 512 GB.

Su "hermano pequeño", el Note 20, presenta características similares pero más sencillas en su conjunto, con una pantalla de 6,7 pulgadas y 1080 píxeles, cámaras traseras menos potentes, 8 GB de memoria RAM y un precio de 999.99 dólares para el modelo de 128 GB de almacenamiento.

El Note 20 se venderá en colores bronce, gris y verde.

Ambos dispositivos podrán encargarse por internet a partir de mañana mismo y las entregas empezarán a producirse a partir del 21 de agosto, fecha en la cual también llegarán a aquellas tiendas físicas que estén abiertas pese a la pandemia por COVID-19.

El sucesor de su primer móvil plegable

El sucesor de su primer teléfono móvil plegable, el Galaxy Fold, irá equipado con pantalla de vidrio, en un intento por reforzar la resistencia de un modelo que, pese a presentarse el año pasado con gran repercusión mediática, recibió críticas por su fragilidad.

La firma surcoreana mostró por primera vez el Galaxy Z Fold 2, que abandona el plástico de su predecesor e integra la pantalla de vidrio súper fino al estilo del Z Flip, presentado en febrero.

De hecho, el Z Fold 2 consiste fundamentalmente en una versión del Fold mejorada con las características del Z Flip, ya que además del material, también incluye el modo "Flex", que como en el caso del teléfono presentado en febrero, permite usar el dispositivo cuando se encuentra medio abierto y reposando en una superficie distinta a la mano, como si se tratase de una computadora portátil.

Con sus seis milímetros de grosor, el nuevo modelo de móvil plegable es más estilizado que el anterior y presenta una distancia menor entre las pantallas, además de un cepillo interior que desde la compañía aseguran que actúa como barrera para evitar que partículas de suciedad se cuelen en el pliegue.

El Galaxy Z Fold 2 tiene una pantalla principal (cuando está totalmente desplegada) de 7,6 pulgadas, tres cámaras traseras, dos delanteras, un procesador Snapdragon 865 Plus de Qualcomm, y saldrá a la venta en colores bronce y negro.

Pese a mostrarlo públicamente en la presentación de este miércoles, Samsung todavía no ofreció detalles sobre el precio ni la fecha a partir de la cual estará disponible, y se limitó a adelantar que dará más información el próximo 1 de septiembre.

Los teléfonos plegables, anunciados desde la industria como una de las tendencias de futuro, han sido recibidos hasta la fecha con poco entusiasmo por parte de los consumidores, a lo que contribuyeron los numerosos problemas de resistencia del primer Fold, que se rompen o en los que aparecen grietas con mucha facilidad.

TAGS EN ESTA NOTA: