compartir en:

El perro de servicio del ex presidente estuvo a su lado hasta el final

 

Sully se unió a la familia Bush en Junio de este año para asistir al ex presidente, quien padecía la enfermedad de Parkinson. El perro fue entrenado por prisioneros pertenecientes a un programa de crianza de cachorros, y permaneció allí hasta que tuvo la edad de 15 meses.

Posteriormente, el pequeño labrador se integró a un programa que prepara animales de asistencia para veteranos estadounidenses. Sully ha sido llamado así en honor al famoso piloto Chesley Sullenberger (sí, el mismo de la película que protagoniza Tom Hanks), y puede seguir un total de 32 órdenes, entre ellas, abrir puertas y encender las luces.

 

“Como dijo alguna vez una persona, el perro puede hacer casi cualquier cosa, excepto quizá preparar un martini, pero no es problema, porque puede conseguirte a alguien que te prepare un martini”
 

Expresó Jim McGrath, el vocero de la familia, quien también compartió en redes sociales imagen de Sully descansando junto al ataúd de su amo.

 

Geroge H. W. Bush murió el primero de diciembre pasado, a la edad de 94 años. Su fiel compañero canino será reasignado a ayudar a soldados heridos que atraviesan terapia física

JMCG                                                                                                                                                                   

TAGS EN ESTA NOTA: