compartir en:
Video Embed: 

Ciudad de México.- Un artefacto explosivo estalló en el portaequipajes de un autobús de la empresa La Línea, el cual había salido minutos antes de la Central de Uruapan, Michoacán, con destino a Guadalajara.

El incidente ocurrió a las 16:40 horas, sobre la calzada Benito Juárez, a la altura de la calle Querétaro, a escasos 500 metros de la Central de Autobuses. La zona fue resguardada por elementos del Ejército y de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP).

Los primeros reportes de la policía municipal indicaron que se trataban de tres granadas de fragmentación, sin embargo, esta versión fue desmentida y se precisó que la explosión fue producto de una bomba casera que era transportada en el interior de una mochila que fue depositada en el compartimento del equipaje.

Nota recomendada: Tribunal de Nueva York pospone sentencia contra “El Chapo” Guzmán

Tras la detonación (la cual según varios testigos se escuchó en varias cuadras), pasajeros del autobús fueron desalojados y de acuerdo con el reporte de Seguridad Publica, no hubo lesionados.

Hasta el momento no ha sido identificado el responsable de este acto.

Cuatro horas más tarde, la Secretaría de Seguridad Pública de Michoacán, comentó que el artefacto que detonó en el área de equipaje fueron granadas de conmoción y no de fragmentación.

Añadió que derivado de los trabajos efectuados por personal especializado, se detectó que lo que detonó fue una granada conocida como “Flash-Bang”.

Explicó que esos explosivos sólo expiden humo y ruido ensordecedor con el propósito de dispersar a la gente.

IMCM

TAGS EN ESTA NOTA: