A pesar de que se concretó un exitoso despegue del cohete que llevaría al satélite diseñado por Irán, llamado Zafar, éste no consiguió la velocidad suficiente para llegar a la órbita de la tierra, informó la Agencia Espacial Iraní.

Las autoridades locales informaron que esta falla representa una serie de aprendizajes que tomarán en cuenta en el futuro, ya que el cohete que lanzó al satélite también realizó una de sus primeras operaciones en su historia.

La base desde la cual fue lanzado el cohete es la de Simorgh, la primera en el mundo islámico, y la frustrada operación de este domingo también permitió probar sus equipos y procedimientos, informó la agencia Fars News.

El ministro iraní de Información, Comunicación y Tecnología, Azari Jahromi, aseguró a través de su cuenta de Twitter que su país es imparable y llegarán mejores satélites iraníes en el futuro, recordando que la agencia espacial estadounidense, NASA, también tuvo lanzamientos que fallaron en el pasado.

Se esperaba que el satélite de 80 toneladas alcanzara una altura de 530 kilómetros al llegar fuera de la atmósfera terrestre para entrar en órbita, lo que permitiría que este satélite monitorear su país, informó Press TV.

Nota recomendada: Aterriza de emergencia avión de pasajeros en Rusia

Este aparato de reciente construcción no se trata de una compra del gobierno de Irán, sino que fue construido por una universidad local, lo que representó un ahorro de cinco veces lo que el gobierno local planeaba gastar en caso de comprarlo.

El anuncio de este lanzamiento fue considerado por el gobierno de los Estados Unidos como una posible amenaza, ya que vigilarían el desarrollo territorial desde el espacio.

Notimex

TAGS EN ESTA NOTA: