compartir en:

Antropólogos forenses argentinos que estudiaron el caso de los 43 normalistas de Ayotzinapa refutaron al presidente Enrique Peña Nieto, quien respaldó la llamada “verdad histórica” de la Procuraduría General de la República.

En un mensaje videograbado transmitido, el mandatario mexicano aseguró que los 43 normalistas desaparecidos fueron incinerados por un grupo criminal en Cocula, Guerrero, lo que fue replicado ayer por el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF).

“En 18 meses de recolección y examen multidisciplinario de la evidencia física proveniente del basurero de Cocula, no se encontraron elementos científicos objetivos que sustenten la incineración de 43 cuerpos en la noche del 26 al 27 de septiembre de 2014, en ese lugar”, aseguró el EAAF.

En un posicionamiento divulgado por el Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez, el equipo de antropólogos forenses recordó que dichas conclusiones constan en el dictamen entregado a la PGR y presentado en conferencia de prensa, en 2016.

En el marco del Día Internacional de las Víctimas de Desapariciones Forzadas, el EAAF, el EAAF se expresó a favor de que la investigación el caso Ayortzinapa se amplíe para dar una respuesta certera sobre lo ocurrido con sus hijos a los padres de los estudiantes normalistas.

En un video difundido en redes sociales, Peña Nieto insistió el miércoles pasado en la versión oficial del caso Ayotzinapa por sus pruebas “claras y contundentes”, pese a que fue rechazada por la EAAF y expertos de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

“En lo personal, y con el dolor que causa y con lo que significa la pena para los padres de familia, yo estoy en la convicción de que pasó justamente lo que la investigación arrojó”, declaró el presidente.

El equipo argentino de antropólogos forenses estudió la desaparición de los 43 jóvenes a petición de los familiares de las víctimas.

TAGS EN ESTA NOTA: