Van contra funcionarios que "maquillaron" 75% de las cifras en delitos

Las quejas correspondientes fueron presentadas ante la Fiscalía General de la República (FGR), así como la Fiscalía para Servidores Públicos de la PGJ

Durante la pasada administración de la Ciudad de México se maquillaron el 75% las cifras de incidencia delictiva, acusó la Procuraduría General de Justicia (PGJ) capitalina, quien ya interpuso las demandas correspondientes contra quien resulte responsable.

Jesús Orta Martínez, titular de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC), detalló que el secretariado ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública dio a conocer que algunos funcionarios manipularon las cifras presentadas por algunos delitos.

En ese sentido, las quejas correspondientes fueron presentadas ante la Fiscalía General de la República (FGR), así como la Fiscalía para Servidores Públicos de la PGJ.

Durante el transcurso del día, Claudia Sheinbaum Pardo, jefa de gobierno de la Ciudad de México, realizó una conferencia de prensa para dar detalles sobre el tema.

La mandataria local sostuvo que el “maquillaje" de cifras de delitos se hizo por consigna e incluso hubo casos de ilícitos que no se catalogaron como homicidio o violación.

“Creo que es sumamente grave el tema de maquillar las cifras. Nosotros en las reuniones del Gabinete de Seguridad, permanentemente insisto a los policías de la Ciudad de México, a los fiscales, a los ministerios públicos que lo que nos importa es saber qué está pasando”, expuso.

De acuerdo con Sheinbaum Pardo, afuera del Ministerio Público los policías buscaban disuadir a las personas para que no presentaran denuncias o era muy tardado el trámite.

Cifras negras

Sheinbaum Pardo afirmó que la cifra negra de delitos impide la rendición de cuentas, lo que realizar las estrategias necesarias para dar seguridad; en ese sentido, la Agencia Digital de Innovación Pública servirá para publicar los números del "maquillaje".

Destacó que, cuando llegó al frente del gobierno capitalino, dio la instrucción a los funcionarios de no modificar las cifras.

“Era evidente que había una instrucción, una orientación, como ustedes lo quieran ver, de que no se pusieran las cifras donde debían de estar. Hay casos donde, por ejemplo, homicidios, que es increíble que no se catalogara como tal, está como denuncia de hechos”, finalizó.

 

Edictos