compartir en:

Zumpango.- Vecinos de la base militar de Santa Lucía, en el municipio de Zumpango, Estado de México, donde se construirá el nuevo aeropuerto, demandaron al Gobierno federal aumentar el precio que les ofrecen por la venta de sus terrenos ejidales en las zonas aledañas: “Queremos vender no regalar”. 
Desde marzo, ejidatarios de los aledaños pueblos de Xaltocan, municipio de Nextlalpan, así como  de Ozumbilla y los Reyes Acozac, en el municipio de Tecámac, han recibido propuestas de compra del gobierno federal, quienes ofrecen de 210 a 240 pesos por metro cuadro de sus propiedades, argumentando que se trata de tierras áridas.
En Ozumbilla buscan comprar entre 35 y 36 mientras que en el pueblo de Xaltocan pretenden comprar alrededor de 300 hectáreas, estas últimas, se encuentran actualmente bajo régimen de propiedad ejidal.
Margarito Martínez Ramírez, expresidente del Comisariado Ejidal en el pueblo de Xaltocan, aseguró que sus terrenos por el momento no están en venta, pero están en la disposición de analizar las ofertas para vender -ante la urgencia de construir el nuevo aeropuerto- pero “no regalar”. 
Actualmente en estos terrenos heredados por varias generaciones,  los ejidatarios siembran maíz, cebada y alfalfa, para consumo local, y no están a la venta, pero ante la construcción del aeropuerto, se han acercado para ofrecerles su compra, pero a precios bajos
Martínez Ramírez comentó que a las asambleas con ejidatarios de este poblado han acudido representantes de la Secretaría de Desarrollo Agrario, del Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas, incluso, la delegada federal en el estado Delfina Gómez
 

RVA

TAGS EN ESTA NOTA: