compartir en:

México.- El próximo 5 de febrero se discutirá en la Cámara de Diputados la reforma al artículo 19 constitucional con el que se pretenden aplicar la prisión preventiva oficiosa en delitos como el robo de combustible, corrupción y delitos electorales; pero la Organización de las Naciones Unidas (ONU), solicitó abstenerse de esta resolución ya que vulnera los derechos humanos.

El representante del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Jan Jarab, hizo un llamado a los legisladores mexicanos para no aprobar estos cambios que ponen en riesgo no sólo la dignidad de las personas, sino también un proceso adecuado y la presunción de inocencia.

“Existe un sólido consenso de los organismo internacionales de derechos humanos acerca de la incompatibilidad de la prisión preventiva oficiosa con los compromisos adoptados por el estado mexicano (…) debería eliminarse la prisión preventiva del ordenamiento jurídico mexicano”, mencionó el comisionado al dar lectura a una carta.

Dicha misiva iba acompañada de cuatro documentos elaborados por organismos internacionales y en ésta se incluía el compromiso de Michael Bachelet para dar asesoría y cooperar técnicamente a la cámara de Diputados.

Vah

TAGS EN ESTA NOTA: