TAMAULIPAS.- Pese a que Tamaulipas ya se encuentra en semáforo naranja por los contagios de coronavirus, el gobernador Francisco Javier García Cabeza de Vaca aseguró que "las cosas no van a cambiar en nada" en el estado.

“Aunque el gobierno federal diga que estamos en semáforo naranja, las cosas no van a cambiar absolutamente en nada. Muchos sectores están ansiosos de abrir, pero estamos tomando decisiones con base en nuestra capacidad de camas”, destacó.

El mandatario estatal previó que para los próximos 15 días se realice la reapertura gradual de algunas áreas en un 25%, no obstante, indicó que por el momento solo laboran las actividades esenciales en el estado.

Nota recomendada: Pobladores destrozan hospital en Chiapas por ‘esparcir el Covid-19’

Asimismo resaltó que el uso de cubrebocas sigue siendo obligatorio, así como cierres en áreas turísticas y filtros sanitarios en cruces fronterizos con Estados Unidos.

Agregó que en Texas han aprobado una reapertura más amplia, lo que ha originado que continúen los contagios; por dicha razón Tamaulipas seguirá con la misma pauta para evitar que pudiera darse un brote más alto que colapse el Sistema de Salud.  

"No podemos perder de vista que estamos en un momento crítico de la pandemia, probablemente el punto más alto de contagios y eso nos obliga a redoblar esfuerzos y sobre todo a no echar las campanas al vuelo", precisó.

DCVC

TAGS EN ESTA NOTA: