compartir en:

Pese a las torturas que sufrió la periodista Lydia Cacho a manos del ex comandante de la Policía Estatal de Puebla, a casi 12 años se logró la sentencia condenatoria en contra del policía José Montaño, siendo este el primer caso sentenciado de tortura a una periodista en México.

Durante el transcurso del jueves, la Fiscalía Especial para la Atención a Delitos cometidos contra la Libertad de Expresión (Feadle) obtuvo la sentencia en contra del oficial Montaño, el cual pasará cinco años y tres meses en prisión por el delito de violencia física, sexual y psicológica contra la comunicadora.

En el año 2005, Lydia Cacho fue sometida por el ex comandante Montaño debido a la supuesta difamación en contra del empresario de textiles, Kamel Nacif Borge, a quien acusó a través de su libro “Los demonios del Edén” por tener una red de pederastia.

En entrevista con Sin Embargo, Cacho mencionó estar en desacuerdo con la manera y el fondo del anuncio de la Feadle, que indica el delito como ‘violencia física’.

“Ponen ‘violencia física’ porque no quieren escribir violencia sexual, que el mismo juez admitió, que pudo demostrarse. Es la primera vez en la historia de México que se sentencia a un policía por tortura, la primera vez además que se gana en un juicio con perspectiva de género, de violencia con saña especialmente dirigida a una mujer por defender y proteger a niñas y niños”, añadió la periodista. 

 

TAGS EN ESTA NOTA: