compartir en:

México.- El presidente Andrés Manuel López Obrador reconoció que en sus primero 100 días de gobierno ha habido aumentos en el precio de la electricidad, gasolina y diésel, pero prometió que una vez definidos los mecanismos de regulación de los energéticos, honrará su palabra dada en campaña.

“En estos días ha habido aumentos porque estamos definiendo el mecanismo de regulación”, pero “cumpliré mi palabra de que no habrá más aumentos de gasolina, diésel ni luz en términos reales”, aseguró durante a su primera visita a Puebla desde que asumió la presidencia.

En dicha entidad, el titular Ejecutivo federal cerró un ciclo de giras por los 32 estados de la República.

Durante su discurso adelantó algunos “logros” de los primeros tres meses de gobierno entre los que destacó los avances contra la corrupción y el gasto suntuario, así como el combate al robo de combustible.

El huachicol, dijo, estaba estabilizado como una costumbre del gobierno en el que “los pobres se quedaban con 20 o 40 litros (de combustible) y los de arriba llenaban pipas, se robaban 800 pipas diarias y 65 mil millones de pesos”.

Resaltó que el avión presidencial ya está a la venta en California y venderán 70 aeronaves más; además recordó que se bajó el sueldo a la mitad  y que ningún funcionario puede ganar más de 108 mil pesos mensuales

“Ya no hay atención médica privada para los altos funcionarios que se hacían hasta cirugía plástica a costa del erario, ¡se estiraban!”.

Se comprometió también a no incrementar la deuda pública  a pesar a que ya “andan queriendo convencerme” para que el gobierno solicite créditos por que confían en el país, “pero no lo necesitamos”.

En estos 100 días, dijo, se estableció un nuevo régimen, por lo que llamó a la reconciliación.

“La cuarta transformación implica la reconciliación, nada de pleitos rencores u odios, la cuarta transformación significa amor a la familia, a la naturaleza, al prójimo y a la Patria”.

 

RVA

TAGS EN ESTA NOTA: