compartir en:

Ciudad de México.- Las diferentes posturas  de los gobiernos de México y España ante la crisis de Venezuela no afectarán las históricas relaciones comerciales, políticas y culturales entre las dos naciones, coincidieron los presidentes Pedro Sánchez Pérez y Andrés Manuel López Obrador durante la primera visita oficial de un mandatario extranjero recibida por el nuevo gobierno de nuestro país.

Nuestra relación bilateral trasciende de lejos lo que puedan ser crisis como la de Venezuela, aseguró Sánchez Pérez mientras López Obrador dijo que existe mutua comprensión y entendimiento de las leyes, circunstancias históricas y tradiciones diplomáticas de España y México.

El Ejecutivo  mexicano explicó que  nuestra política exterior se sustenta en la no intervención, autodeterminación de los pueblos, solución pacífica de las controversias y cooperación para el desarrollo; por ello refrendó su disposición a ser intermediario para el diálogo en la nación sudamericana si las dos partes en conflicto lo solicitan. 

Al respecto el mandatario ibérico aclaró que España no quiere quitar ni poner gobiernos, sino que el pueblo venezolano encuentre por medio de elecciones democráticas una salida a la grave crisis política, económica y social, posición que comparte con la Unión Europea (UE). 

Sánchez Pérez reconoció que México es un país estratégico para Europa por lo que se ofreció a interceder para que la renovación del acuerdo comercial entre la UE y nuestra nación se concrete a la brevedad.
Las empresas españolas tienen las puertas abiertas en México, dijo López  Obrador tras recordar que después de Estados Unidos, España es el país que más invierte en territorio nacional.

Solo destacaría algo, un acento que no es con dedicatoria a un país sino a todas las empresas del mundo que participan e inviertan en México, queremos que haya un comportamiento ético, no queremos que las empresas extranjeras actúen violando las leyes o propiciando aceptando o participando en actos de corrupción, de soborno”, acotó el mexicano. 

El presidente Sánchez dijo que seis mil empresas españolas  invierten en México; “no especulan”  pues apuestan por la prosperidad y el progreso”.

TAGS EN ESTA NOTA: