Ciudad de México.- El presidente del gobierno español, Pedro Sánchez, promueve una nueva ampliación del estado de alarma para controlar el avance la pandemia de la Covid-19 a los presidentes de las Comunidades autónomas, ante la oposición de la mayoría de los partidos.

Esta nueva petición aumentaría por 15 días las medidas restrictivas en el país, controladas de acuerdo a las fases de salida en las que se encuentran cada una de las regiones, lo que implicaría que España se mantenga bajo alerta hasta el 21 de junio.

De acuerdo con el mandatario, esta sería la última petición, aunque es la sexta votación sobre este tema y durante la tercera, cuarta y quinta ha asegurado al Congreso que podría ser la última.

Cabe destacar que durante la tercera fase de desescalada los gobiernos de las comunidades autónomas tendrían la “gobernanza absoluta” sobre sus regiones, de acuerdo con las palabras de Sánchez que se reunió de nuevo esta semana por videollamada con las autoridades locales.

Sin embargo, el gobierno mantendría el control sobre la movilidad, una vez que el 21 de junio ingresen por completo a la “nueva normalidad” en el país europeo, sin que aclarara por completo el modelo con el que intervendrán a futuro.

Nota recomendada: Gutiérrez Müller reitera importancia de seguir con recomendaciones sanitarias

Por su parte, el Partido Socialista Obrero Español (PSOE), ha dialogado con algunos de los partidos que con votos a favor y las abstenciones podrían aprobar el nuevo estado de alarma.

Hasta el momento sólo algunas de las islas de Islas Canarias y Baleares cuentan con la autorización de entrar a la fase tres a partir del lunes, mientras que el resto del país se mantiene en la fase dos.

Con información de Notimex

IMCM

TAGS EN ESTA NOTA: