EFE

Teherán.- El Ministerio de Exteriores de Irán dijo este vienes que tomará las medidas necesarias respecto al aparato F-15 de EE.UU. que se aproximó anoche a un avión civil iraní de la aerolínea "Mahan" en el espacio aéreo de Siria.

"Los detalles de este incidente están bajo investigación y después de que se complete la información, se tomarán las medidas políticas y legales necesarias", dijo el portavoz de Exteriores iraní, Abas Musaví, en un comunicado colgado en la web oficial del correspondiente Ministerio.

El acercamiento del F-15 al Airbus modelo A 310 de Mahan Airlines, ocurrido la pasada noche en cielos sirios, hizo que el aparato perdiera bruscamente altura y causó 12 heridos en el avión civil, incluido el equipo de tripulación y pasajeros.

El avión aterrizó en Beirut, su lugar de destino, y posteriormente regreso a Irán donde en torno a las cuatro de la madrugada de este viernes, tuvo un seguro aterrizaje en el aeropuerto Iman Khomeiní.

El Ministerio de Carreteras de Irán ya ha presentado a la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI) una denuncia contra esta actuación de Estados Unidos que considera un "acto terrorista".

"En las primeras horas de hoy, la protesta legal del Gobierno de la República Islámica de Irán se envió por escrito a la OACI", informó el ministro de carreteras iraní, Mohamad Eslamí, a la agencia oficial iraní de noticias, IRNA.

"Atacar un avión de pasajeros es un acto terrorista, y ¿cómo puede un avión de pasajeros que vuela en su ruta comercial según los protocolos de aviación ser atacado y amenazado por los combatientes de un país?", se preguntó Eslamí.

El Comando Central de Estados Unidos (CentCom) confirmó hoy haberse acercado al avión para realizar una "inspección visual estándar de un avión de pasajeros Mahan Air".

El comunicado de CentCom detalló que el F-15 se situó a "una distancia de seguridad de aproximadamente mil metros del avión" y "en cuanto el piloto identificó el avión como un Mahan Air de pasajeros, se distanció de forma segura".

Los aviones civiles evitan sobrevolar Siria debido al conflicto armado en el país, donde operan la aviación militar local, además de la rusa y la de la coalición internacional.

En algunas ocasiones desde el comienzo del conflicto en 2011, la aviación de guerra israelí también ha realizado incursiones en los cielos sirios, casi siempre para atacar posiciones de las fuerzas gubernamentales o de las milicias chiíes que las apoyan, tanto iraníes como libanesas.

Estados Unidos se retiró en 2018 del acuerdo nuclear firmado entre Irán y las seis grandes potencias mundiales.

Desde entonces, la tensión entre ambos países ha escalado hasta llegar al punto de que Washington asesinó en un bombardeo selectivo en Bagdad el pasado enero al poderoso comandante de la Guardia Revolucionaria iraní Qasem Soleimaní.

TAGS EN ESTA NOTA: