compartir en:

El jugador del West Ham terminó sin un diente y en calzones

Josh Cullen, compañero del mexicano Javier Chicharito Hernández en el West Ham, perdió un diente frontal luego de recibir una patada en la cara del capitán del Shrewsbury Town, Abu Ogogo, en partido de la tercera ronda de la Copa FA con empate sin goles.

El incisivo de Cullen voló por el aire antes de aterrizar en el césped del estadio Montgomery Waters Meadow. El médico del equipo, Richard Weiler, y el fisioterapeuta, Fraser Young, acudieron a la ayuda del jugador de 21 años, donde el primero localizó el diente y lo colocó en una taza de leche, y este último paró el sangrado en la boca de Cullen con una pieza de gasa.

El jugador caminó hacia la línea de banda para cambiarse sus shorts manchados de sangre, pero no encontraban unos de su tallla y el entrenador quería que jugara en calzoncillos. Finalmente, le consiguieron un short y Cullen jugó los 15 minutos restantes del juego antes de que un miembro del personal lo condujera al hospital.

“En este momento mi diente está sostenido por una férula en el frente y no puedo comer nada demasiado duro, así que me quedo con pasta, cosas suaves y cortando mi comida para asegurarme de mantener mis niveles de energía. Para ser sincero, mi labio está un poco hinchado y esa es la parte más dolida. Los dientes me palpitan un poco, pero estoy tomando analgésicos, así que no está mal y sólo quiero volver a jugar al futbol”.

(igc)