compartir en:

México.- Durante su conferencia matutina, el presidente Andrés Manuel López Obrador informó que la Fuerza Aérea ayudará con la vigilancia en contra del huachicoleo que afecta al país, debido a que el “el sabotaje y ordeña” en ductos de distribución persiste.

Asimismo mandó un mensaje a los huachicoleros, diciendo “¡a ver quién se cansa primero!” en la lucha contra el robo de combustibles.

Hasta el momento hay cuatro mil elementos, del Ejército, la Marina y federales, quienes se encargan de cuidar la distribución de combustible.

“Desde ayer y hoy, de manera muy especial, empieza vigilancia en helicópteros de la Fuerza Aérea en todos los ductos, y se están creando bases especiales cada determinada distancia”.

López Obrador detalló que la noche del pasado jueves volvieron a romper el ducto de Tuxpan-Azcapotzalco, situación que afectó la distribución de gasolina en la zona centro de México.

“Ayer en el madrugada rompieron el ducto; se reparó; estuvo cargado, empacando, funcionado todo el día y a las 11 de la noche lo volvieron a romper, ya se está reparando, me informan que en una hora más se restablece”.

De igual manera, el mandatario recordó que cuando inició su plan contra el huachicoleo, se robaban lo equivalente a 800 pipas, mientras que hoy sólo se roban 100; lo que significó una recuperación de 3 mil millones de pesos para Petróleos Mexicanos (Pemex).

“Estamos utilizando pipas, muchas pipas, los transportistas están ayudando para normalizar el abasto con la vigilancia, tanto en ductos como en la transportación de elementos de la Policía Federal, de la Marina y el Ejército”.

También agradeció la paciencia de los mexicanos y pidió su apoyo para seguir combatiendo este crimen.

NJAR

TAGS EN ESTA NOTA: