Abogada que acusó discriminación por cáncer, es demandada por empresa española

Ciudad de México.- El caso de Rocío García Ramírez, quien padece cáncer de mama, ha dado un giro inesperado, ya que en días recientes fue demandada por la misma empresa española que la discriminó en lo laboral.

La litigante comentó a Diario de México que la dicha empresa de origen español la demandó “para exigir mi silencio”.

Pretende censurar mi libertad de expresión por considerar que les causé un ‘daño irreparable’ al hacer pública mi historia de discriminación y demás tratos de los que he sido víctima”, declaró la legista.

Para prueba de ello, García Ramírez otorgó parte del documento de demanda a Diario de México, donde se especifica que debe abstenerse de hablar de la empresa o de sus directivos en cualquier red social que ella use para exponer su caso, así como en programas de radio o televisión.

También debe abstenerse de realizar cualquier acción que busque directa o indirectamente desprestigiar la imagen pública” del corporativo, por lo que debe evitar realizar: Comentario o declaración, nota periodística, reportaje, o exposición, manifestación, verbal o escrita en cualquier medio de comunicación, impreso o electrónico, local o federal, incluidas redes sociales.

Ya que estás se podrían considerar como un objeto para “denostar, injuriar o poner en duda la calidad, probidad y honradez” de la compañía.

Lo anterior, estará vigente hasta la realización de un juicio ordinario civil entre Rocío García y la firma española.

El pasado 30 de agosto, Diario de México reportó que la litigante tendría la primera “plática conciliatoria” con la industria, pero, según García Ramírez, la compañía no se presentó a dicha reunión.

Desde 2013, la disputa entre la abogada y el corporativo está vigente, esto comenzó cuando el cáncer de mama, que antes de un Check Up—estudio general de salud, es una revisión que incluye todos los análisis básicos de laboratorio— llevaba cinco años en remisión, diera positivo a metástasis en ganglios y pulmones, razón por la cual a Rocío García le fue denegado un puesto a la gerencia de desarrollo de negocio en la firma.

Tras ello, el caso llegó a la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), que el 31 de mayo de 2017 emitió un posicionamiento a favor de García Ramírez, mismo que fue ratificado por el Consejo para Prevenir y Eliminar la Discriminación en la Ciudad de México (Copred) el 4 de junio de 2019.

Edictos