AMLO dice estar despreocupado por denuncia de supuestos desvíos para llevar acarreados a marcha

Redacción

Ciudad de México.- El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo estar despreocupado de la denuncia en su contra interpuesta por la oposición por presuntamente usar recursos públicos para acarrear personas a la marcha del 27 de noviembre pasado, en la que celebró cuatro años del comienzo de su gobierno, e incluso adelantó que si se necesita harán más.

Adelante con todas las denuncias y que la Fiscalía resuelva lo que considere, nosotros invitamos a la gente a participar, ya hasta me están diciendo que quieren más (…) ahí es donde bombardean más, donde tienen más control de los medios”, dijo en su gira por Veracruz.

López Obrador dijo que “presenten las pruebas, nosotros no usamos, claro que no porque yo tengo el tribunal de mi conciencia, que es el que me preocupa si hace uno algo malo, y si tiene conciencia no puede uno estar tranquilo”.

Desde el Museo Naval en el Puerto de Veracruz, el mandatario fue cuestionado sobre la denuncia en su contra ante el Instituto Nacional Electoral (INE) que interpusieron los partidos Acción Nacional (PAN) y de la Revolución Democrática (PRD), a lo que respondió que no necesitaba acarrear gente ni tampoco le sorprendió la cantidad de gente que participó, que, según cifras oficiales, fue de 1.2 millones de personas.

Es parte de la desesperación. Y también tiene que ver con los medios, no con todos, pero esto lo vuelven gran noticia, nada más que ya no funciona y hay que ser respetuoso también, que se manifiesten y haya críticas”, contestó.

Aseguró que sus opositores “no han podido levantar el vuelo” porque no defienden causas justas, por lo que buscan continuar con ataques en su contra.

No hacen más que denunciar y criticar y cuestionar, insultar, pero no hay imaginación, talento, como no tienen convicciones, porque para hacer política se necesita tenerle amor al pueblo y ellos son simuladores”, dijo.

El pasado domingo, López Obrador encabezó una movilización rumbo al Zócalo, con motivo de su cuarto informe de gobierno, donde por más de cinco horas se desplazó por Paseo de la Reforma.

Edictos