Descarta Sheinbaum ante empresarios buscas el poder absoluto con PJF

CCE Sheinbaum reforma PJF

EFE

Ciudad de México.- La presidenta electa, Claudia Sheinbaum Pardo, insistió ante las principales organizaciones de empresarios que no busca el poder absoluto, en medio de la incertidumbre que ha generado la polémica reforma al Poder Judicial de la Federación (PJF) por suponer riesgos a los contrapesos.

“De ninguna manera esta reforma (judicial) va a representar autoritarismo, una concentración del poder. Ese no es el objetivo”, aseguró en su primera reunión con el sector privado desde su triunfo en los comicios del 2 de junio.

Tras el triunfo del oficialismo, que tendrá una "supermayoría" en el Congreso a partir del 1 de septiembre, los mercados resintieron este hecho como la puerta para debilitar los contrapesos en México, pues podría reformar la Constitución sin negociar con la oposición.

Esto provocó, el día después, que la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) cayera por encima de 6% y el peso se debilitara frente al dólar en 4.4%, y en ambos casos aún no se supera la caída.

Sin embargo, Sheinbaum argumentó que la reforma que busca elegir por voto popular al Poder Judicial dotará a los jueces, magistrados y ministros en el país de mayor autonomía.

“El objetivo es que el Poder Judicial tenga su autonomía, más autonomía, inclusive y que tenga la posibilidad, pues de representar realmente un poder judicial que procure la Justicia junto con las fiscalías, en el caso en donde las fiscalías intervienen”, comentó.

DEBE RESPETARSE LA VOLUNTAD CIUDADANA

La presidenta electa, quien obtuvo la mayor votación registrada en la historia de México con casi 36 millones de votos, detalló que la voluntad de la mayoría expresada en las urnas el pasado 2 de junio debe respetarse.

“Pero eso no quiere decir que no haya diálogo y tampoco quiere decir que eso significa concentración del poder, ni mucho menos. No es de ninguna manera el objetivo”, insistió.

La exjefa de Gobierno de la Ciudad de México (2018-2023) aseguró que el proceso de diálogos con todos los actores está abierto.

Mientras que el Congreso ha definido una serie de ejercicios de 'Parlamento abierto' para discutir la reforma judicial, entre otros cambios legales polémicos que pretende aprobar el oficialismo a partir del 1 de septiembre, cuando se integre la próxima legislatura federal, un mes antes de que asuma Sheinbaum, el 1 de octubre.

El excanciller Marcelo Ebrard (2018-2023), ahora parte del equipo de transición de Sheinbaum Pardo, anticipó el martes en una reunión con legisladores que podrían hacerse "cambios mínimos" a la polémica reforma al sistema legal del país tras estos diálogos.

IMCM