Ciudad de México.- Uno de los edificios más emblemáticos de la Ciudad de México, la Torre Reforma, fue nominado para ganar el premio Highrise, que reconoce a lo mejor de este tipo de construcciones en el mundo.

Su creador, el arquitecto Benjamín Romano, es el único latino entre los cinco finalistas del certamen.

La Torre Reforma, que tiene como rivales desde hoteles de lujo hasta jardines de usos mixtos, fue considerado para el concurso por su uso de suelo poco convencional y su soporte inteligente, para hacer frente a movimientos sísmico.

 "Es el testimonio perfecto de que la arquitectura en México es innovadora y llamativa en la actualidad", expresó Sean Anderson, uno de los miembros del jurado.

El concurso considera arquitectos y desarrolladores “cuyos edificios miden al menos 100 metros de altura y han sido completados en los dos últimos años y para su postulación se contemplan aspectos como diseño pensado en el futuro”.

Los otro cuatro finalistas, quienes acompañan a  Romano, son: Büro Ole Scheeren, por el hotel MahaNakhon en Tailandia; Herzog & de Meuron, por el desarrollo residencial Beirut Terraces en Libano; MAD Architects, por Chaoyang Park Plaza en Beijing; y WOHA por Oasia Hotel Downtown, en Singapur.

El ganador obtendrá un premio de 50 mil euros y algunos desarrolladores cuyos proyectos se impusieron a prestigiosos despachos de arquitectura como Foster & Partners.

La construcción de la Torre Reforma, que se ubica en Paseo de la Reforma #483, comenzó en 2008 y finalizó en 2016, con 246 metros de altura de estructura.

NJAR

TAGS EN ESTA NOTA: