La eficacia de los videos en las redes sociales

Incluir videos en las estrategias de redes sociales no solo es una opción, sino que podríamos decir que se trata de una obligación.

Este tipo de material es sumamente atractivo en las páginas webs, y en las redes sociales lo es aún más debido a la inmediatez que ofrecen estas plataformas.

Además, los algoritmos de estos espacios virtuales cada vez les dan mayor importancia a los videos, así que ¿por qué no trabajar en estas estrategias para las redes sociales de tu marca?

Después de leer este artículo, estamos seguros de que querrás invertir en contenido audiovisual para tu negocio.

¿Es una buena idea hacer videos para redes sociales?

Esta pregunta la vamos a responder con datos sólidos e interesantes sobre el comportamiento de los usuarios al ver videos en las redes sociales.

  • Más del 70% del contenido que se sube a las cuentas está en formato de video.
  • Más de la mitad de los usuarios van hasta la página web de la marca después de ver un contenido audiovisual en su perfil de cualquier red social (sobre todo en Instagram).
  • La mayor parte de los seguidores ven los videos posteados por las cuentas que les aparecen en su inicio, así que las posibilidades de aumentar tu visibilidad son considerables.

Motivos para compartir contenido audiovisual a las redes

A la información que dejamos en el apartado anterior debemos sumarle otros motivos que también sustentan la indiscutible necesidad de producir videos para las redes sociales.

Destaca entre la competencia

Aunque mencionamos que una gran parte del contenido que circula en Internet está en formato audiovisual, los videos te ofrecen la oportunidad de destacar dentro de la competencia.

Esto se debe a que puedes apostar por desarrollar tu creatividad (o la de la agencia encargada del marketing de tu empresa) al máximo. De esta manera podrás generar videos que ofrezcan algo distinto a los demás negocios.

Mejora las ventas

Anteriormente también explicamos que después de ver los videos, es probable que los usuarios se dirijan a la página web de la marca. Si se encuentra con un sitio confiable, lo más seguro es que haga la compra sin problemas.

Es por ello que los videos deben, en la mayoría de los casos, dirigir a la página web de la empresa.

Es fácil de subir

Contrario a lo que puedas pensar, después de tener el material audiovisual listo, será muy sencillo postearlo en las redes sociales. Incluso, las transmisiones en vivo son mucho más fáciles de compartir, pues no necesitan producción ni edición.

Otros consejos

Antes de finalizar este artículo, queremos dejarte otra lista de recomendaciones que contribuirán con la eficacia de los videos publicados en las redes sociales. Te la mostramos a continuación.

  • Estabiliza el video: exceptuando los videos en vivo, es importante que las imágenes que se usarán para la producción sean estables, tengan la mejor calidad posible y estén grabadas de acuerdo con la estructura que tendrá el video final.
  • Reduce los sonidos originales: aunque es posible usar el audio original del video, lo más recomendable es usar música o voces grabadas de manera externa para después insertarlas en el material audiovisual.
  • Evalúa el editor de videos: en Internet encontrarás numerosas aplicaciones para editar videos, y por ello te recomendamos hacer una evaluación previa de todas esas alternativas para elegir la que se adapte a tus necesidades y a tus conocimientos.
  • Elige el formato adecuado: el tamaño en el que editarás el video es elemental para que no pierda calidad cuando lo subas. El formato más usual es el 1:1, pero existen otros que también son válidos dependiendo de la red social donde se publicará en contenido.

Evidentemente, esta información general solo es una parte de todo lo que debes saber al momento de crear videos para redes sociales. Pero, sin duda, es más que suficiente para notar que es una inversión sumamente provechosa.

Edictos