compartir en:

Ciudad de México.- Culminó la fase de grupos del Mundial y dejó un saldo negativo para el continente africano, a razón de que ninguno de sus equipos pudo colocarse dentro de las 16 mejores selecciones de la Copa.

El futbol africano está en crisis y quedó demostrado en Rusia 2018, luego de que ninguna de sus selecciones clasificó a los octavos de final, algo que no ocurría desde el Mundial de España 1982.

Con Marruecos que clasificó en México 1986 hasta Nigeria y Argelia, que fueron las últimas en avanzar en Brasil 2014, hubo por lo menos una selección que representó a África, con grandes anécdotas en este lapso, con la inolvidable actuación de Camerún y Roger Milla en Italia 1990.

La principal atracción africana para la justa rusa era Egipto con Mohamed Salah como máxima estrella, pero el ‘Faraón’ llegó lesionado y poco pudo hacer por su selección, que se fue del Mundial con tres derrotas, incluida la última ante Arabia Saudita.

En el Grupo B compitió Marruecos y pese a que no clasificó, dejó buen sabor de boca al darle batalla a grandes equipos como Portugal y España.

Nigeria y Túnez obtuvieron una victoria, pero dejaron poca huella en Rusia 2018, mientras que la fase de grupos la cerró Senegal, que estuvo a punto de clasificar, pero quedó eliminada por el criterio de Puntos Fair Play, que favoreció a Japón.

 

TAGS EN ESTA NOTA: