compartir en:

Ciudad de México.- La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) dirigió una recomendación al gobierno de Chihuahua, a la Fiscalía estatal, a los alcaldes de Saucillo y Delicias, así como a la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas (CEAV), por el desplazamiento forzado de 80 personas de un grupo familiar de 102 integrantes.

En la solicitud, el organismo indicó que mediante el análisis del caso concluyó que se violaron los derechos de acceso a la justicia, a la verdad y a la reparación del daño de 102 personas afectadas por la violencia en esa entidad, a causa de diversas omisiones por parte de las autoridades.

La CNDH detalló que de acuerdo con testimonios de algunas víctimas, los hechos ocurrieron en noviembre de 2010, cuando un joven del municipio de Saucillo fue privado de su libertad por desconocidos, y por quien su padre entregó 180 mil pesos a cambio de su libertad.

Sin embargo, entre 2010 y 2013, el grupo fue víctima de varios hechos delictivos que produjeron "la muerte de tres de sus miembros, el intento de homicidio de otro más, la muerte de cuatro personas que estaban en un inmueble del padre del joven, así como daños y robos en propiedades, provocando que 80 miembros del grupo familiar huyeran de sus lugares de residencia".

Tras esos incidentes, el organismo determinó que la actuación de cuatro agentes ministeriales de la Fiscalía de Chihuahua no fue conducida hacia el esclarecimiento de los hechos, ni se realizó de forma eficiente.

Agregó que la omisión de las autoridades se dio cuando se simuló recabar pruebas, testimonios y dar seguimiento a las líneas de investigación, "incumpliendo el estándar de la debida diligencia y plazo razonable, violando con ello los derechos de acceso a la justicia, a la verdad y a la reparación del daño de las víctimas".

Nota recomendada: El presidente de México me salvó la vida: Evo Morales

Por ello, recomendó al gobernador del estado, Javier Corral Jurado, realizar un diagnóstico estatal y diseñar un protocolo de actuación para garantizar los derechos a la vida, salud, alimentación, vivienda y educación de las personas desplazadas.

Con información de Notimex

IMCM

TAGS EN ESTA NOTA: