compartir en:

Ciudad de México.- La Cámara de Diputados aprobó en lo particular y en los general con 356 votos a favor, 84 en contra y 0 abstenciones, el dictamen de reformas a la Constitución en materia de revocación de mandato y consulta popular. La ley se turnó a las legislaturas estatales, por lo que necesitará el aval de 17, para ser oficialmente publicada por el Ejecutivo.

Con este aval, se allana el camino para que el Presidente de la República pueda ser removido a través del voto libre, directo y secreto, sin embargo, requerirá la participación de al menos 40 por ciento de los electores inscritos en la lista nominal.

Según el dictamen, la revocación de mandato podrá ser solicitada una sola vez en cada periodo sexenal, el ejercicio estará a cargo del Instituto Nacional Electoral (INE), y deberá contar con las firmas de un número de ciudadanos equivalente a 3 por ciento del listado nominal, es decir, alrededor de 2.7 millones de electores al día de hoy.

Nota recomendada: Durazo comparece ante el Senado; PAN le regala un Pinocho

El resultado de dicho mecanismo de participación ciudadana será impugnable ante el Tribunal Electoral. Pero si la revocación se confirma, el presidente deberá dejar el cargo de forma inmediata y éste será ocupado temporalmente por el presidente del Congreso de la Unión, última instancia que decidirá quién es la persona que asumirá la titularidad del Ejecutivo Federal.

CONSULTA POPULAR

En este aparato se acordó que estos ejercicios serán sólo para temas de transcendencia nacional y regional, además quedarán a cargo del gobierno federal y podrán ser solicitadas por los ciudadanos de una o más entidades, siendo requisito al menos el dos por ciento de los inscritos en la lista nominal de electores.

Durante la presentación de motivos, los diputados de Morena subrayaron que de esta forma, se encamina al empoderamiento del ciudadano y potencializa su participación en la vida democrática de México.

IMCM

TAGS EN ESTA NOTA: